Las personas mayores con problemas de dependencia se resisten más al alta hospitalaria, según el Defensor del Paciente

Actualizado 05/07/2007 16:03:29 CET

MADRID, 5 Jul. (EUROPA PRESS) -

Los adultos mayores que viven solos y tiene problemas de dependencia son el grupo más propenso a rechazar el alta hospitalaria, señaló hoy la Defensoría del Paciente de la Comunidad de Madrid durante el debate sobre alta forzosa en el Curso de Verano de la Universidad Complutense en El Escorial.

La institución regional agregó que hay pacientes que se niegan a abandonar el hospital porque se sienten más seguros en ese centro, otros porque carecen de recursos o porque a los familiares les cuesta entender que el sistema sanitario no pueda mantener a un paciente ocupando una cama que alguien necesita más.

Bajo el título 'El ejercicio de la autonomía de la voluntad en el ámbito sanitario' y organizada por la Defensoría del Paciente de la Comunidad de Madrid con la colaboración de la Fundación Bristol-Myers Squibb España, esta jornada ha permitido valorar las consecuencias asistenciales y administrativas asociadas a los problemas de dependencia, la responsabilidad de los profesionales médicos sobre el consentimiento informado o el tratamiento involuntario, informaron ambas instituciones.

Esta problemática, señalan los expertos, suele ser mucho más compleja de lo que está en la ley. "En el ámbito asistencial surgen multitud de dudas sobre cómo actuar cuando el paciente no quiere el tratamiento que se le ofrece o ha agotado el prescrito pero en cambio quiere permanecer en el hospital recibiendo asistencia. Es muy frecuente que estos enfermos cuenten en esta decisión con el respaldo de su entorno familiar", señaló la jefe del Servicio de Trabajo Social del Hospital Universitario de la Princesa de Madrid, Mercedes Santamaría Pastor.

Otros casos son los de los pacientes que se niegan a abandonar el hospital porque los beneficios que encuentra en el hospital son mejores que los de su propia casa, como contar con comida caliente, pero según Santamaría Pastos, esos casos son pocos. Otra de las razones para no abandonar el hospital es porque sienten, los pacientes y sus familiares, que allí serán mejor atendidos que en otro centro de salud.

Sobre el tema, la responsable del Área Jurídica de la Defensoría del Paciente de la Comunidad de Madrid, Rosario Padilla, comentó que "la Ley de Autonomía del Paciente no regula el alta forzosa detalladamente y por ello sería muy interesante que se regulase un procedimiento que estableciera la actuación de los centros sanitarios en estas circunstancias".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies