PP dice que operaciones de EMVS con Botella se ajustaron "rigurosamente a legalidad vigente" sin "perjuicio patrimonial"

Publicado 06/04/2018 11:18:14CET

Critica las cuestiones "de muy dudosa legalidad" que aparecen en el dictamen

MADRID, 6 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Grupo Municipal del Partido Popular en el Ayuntamiento de Madrid ha asegurado este viernes en el dictamen de la comisión de investigación por la venta de 1.860 viviendas de la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo (EMVS) que "las decisiones adoptadas por la Junta de Gobierno del PP y por el consejo de administración de EMVS (en la época de Ana Botella) se ajustaron rigurosamente a la legalidad vigente en aquel momento" y que "las decisiones adoptadas por cargos directivos respetaron informes de legalidad emitidos en esos procedimientos".

Así lo ha indicado la edil popular Ana Román en la comisión, quien ha precisado que ello no impide "que se pueda debatir la conveniencia" de dichas operaciones. La edil ha recordado que la venta de las viviendas de la EMVS fue la primera comisión de investigación que se puso en marcha en la legislatura, en junio de 2016. Sin embargo, meses después y con un dictamen votado (sin el PP, que no acudió a las sesiones) y unas recomendaciones, la comisión fue declarada nula en diciembre de 2016 por el Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 9 de Madrid.

Esta fue la respuesta judicial al recurso presentado por el Grupo Municipal Popular, que consideraba que la batería de comisiones programadas bajo el título 'Investigación de la deuda, las contrataciones y las políticas públicas del Ayuntamiento de Madrid' era una "Causa General" contra su partido.

"A PP no le parecía adecuado volver a repetir ese circo que han querido crear Ahora Madrid y PSOE, y hemos dicho que siga adelante, pero eso no significa que estemos de acuerdo con esas conclusiones, porque hay cuestiones de muy dudosa legalidad", ha puesto de manifiesto.

Román ha indicado que la enajenación de 18 promociones de vivienda de EMVS se realizó "en un marco de grave crisis económica y dentro del plan de viabilidad informado, aprobado tanto por órganos de administración de la empresa como por los competentes del Ayuntamiento de Madrid", y ha remachado que "su legalidad no ha sido cuestionada".

Además, los populares han recordado que "la pretendida responsabilidad penal ha sido rechazada por juzgados y tribunales de la jurisdicción penal", y que "las decisiones que se adoptaron lo fueron en base a los estatutos en vigor".

"PARA EVITAR GRAVES PERJUICIOS"

Román ha explicado que las decisiones en la EMVS se tomaron "para evitar graves perjuicios y una quiebra de empresa pública", lo que habría acabado en "consecuencias muy graves a inquilinos, trabajadores... no existe perjuicio patrimonial". "Una decisión contraria hubiera supuesto la extinción de la empresa", ha apuntado.

"Dentro del procedimiento seguido para la enajenación, se ajustó a las competencias que le otorga el marco vigente", ha precisado a renglón seguido.

Como propuesta en su voto particular, PP ha abogado porque la EMVS implante "lo que se conoce como un programa de compliance" a objeto de "clarificar el ámbito normativo en el que desarrolla sus actividades, y que este programa se pueda extender".

Por último, han "felicitado" a Ciudadanos su "cambio de criterio" sobre el dictamen, y han recordado a los socialistas el expresidente José Luis Rodríguez Zapatero "aprueba el Plan Nacional de Vivienda" y "abre la puerta a que este tipo de vivienda pueda ser vendida".

La propuesta de dictamen del PP no ha salido adelante. El resto de grupos ha votado en contra, y los populares la mantendrán como voto particular en el Pleno de Cibeles.

Contador