El PSOE formaliza su salida del Gobierno de Arroyomolinos y pide el cese de sus concejales en la Corporación

Carlos Ruipérez (Ciudadanos), alcalde de Arroyomolinos, detenido por corrupción
AYUNTAMIENTO DE ARROYOMOLINOS
Publicado 11/07/2018 16:15:54CET

MADRID, 11 Jul. (EUROPA PRESS) -

La portavoz del PSOE de Arroyomolinos, Pilar Sánchez, ha remitido una carta al alcalde de la localidad, Carlos Ruiperez, y al portavoz del Partido Independiente de Arroyomolinos (PIARr), Francisco Ferrero, para formalizar la salida de los socialistas del Gobierno tripartito.

Tal y como explica en la misiva, los tres partidos firmaron un acuerdo de gobernabilidad el 9 de junio de 2015 del que emanó "un compromiso por la regeneración democrática", el cual "obliga a separar de inmediato de cualquier cargo o de partido a imputados (ahora investigados) por corrupción política hasta la resolución completa del procedimiento judicial".

Ante la instrucción del Juzgado de Badalona en la que se investiga al alcalde y al primer teniente de alcalde, Juan José González, como presuntos responsables por el caso 'Enredadera', el líder de Ciudadanos en Madrid, Ignacio Aguado, pidió la dimisión de los investigados y anunció su suspensión de militancia, pero el PSOE señala que no tiene ningún escrito de la formación naranja que lo corrobore, y el alcalde aseguró que se mantendría en el cargo hasta que se aclarara su situación procesal.

"Han pasado siete días y formalmente, según la diligencia previa del Juzgado número 2 de Badalona (Barcelona), siguen teniendo la condición de investigados Carlos Ruiperez y Juan José González, y dado que forman parte del equipo de gobierno, en calidad de alcalde y concejal respectivamente por el grupo de Cs, se está incumpliendo el Acuerdo de Gobernabilidad que les obliga a dejar el cargo hasta que se resuelva el procedimiento judicial", subraya.

Así, la Ejecutiva Regional del PSOE-M, reunida este martes, aprobó por unanimidad abandonar el Gobierno municipal de Arroyomolinos, ya que, según recalca la misiva, "esta situación es insostenible" con su compromiso de "tolerancia cero a la corrupción", al tiempo que recuerda que el código ético de Cs "exige que todos los cargos y representantes públicos deberán cesar desde el momento en que se le abra investigación judicial (antigua imputación) en los casos de delitos de corrupción y tráfico de influencias".

Por otro lado, el PSOE apela al pacto antitransfuguismo, que establece el compromiso de no aceptar en el Gobierno municipal a miembros de la corporación que se hayan convertido en transfugas con respecto a sus grupos de procedencia, y rechaza que se mantenga como concejal de Hacienda a José Vicente Gil, quien se dio de baja como militante socialista y miembro del Grupo Municipal Socialista y se incorporó al grupo de concejales no adscritos.

Así, solicita al alcalde que proceda al cese de Pilar Sánchez y Juan Carlos García como concejales de Empleo, Comercio, Industria, Consumo, Patrimonio y Turismo, y Educación, Infancia, Juventud y Adolescencia, respectivamente, así como de los cargos de confianza designados por el Grupo Socialista.

"En el ánimo de no causar perjuicios a la gobernabilidad de las áreas delegadas de los citados concejales nos mantendremos en nuestro puesto hasta que se proceda por decreto al cese y nueva delegación de las áreas correspondientes", añade.

El alcalde se encuentra de baja tras sufrir hace una semana un problema cardiaco cuando se encontraba en el Ayuntamiento en una reunión de trabajo. Hacía solo dos días que había sido detenido en el marco de la operación anticorrupción y que Ciudadanos le había pedido que abandonara el cargo.

Le suspendió de militancia y le advirtió con la expulsión del partido si no dejaba el cargo en las siguientes horas. A día de hoy desde la formación naranja mantienen que se continúa con todo el proceso de expulsión.

Contador