El PSOE ve una "cacicada" el instar a no sacar la basura hasta una hora antes de que pase el camión

Actualizado 17/06/2009 16:43:14 CET

MADRID, 17 Jun. (EUROPA PRESS) -

El portavoz socialista en el Ayuntamiento de Madrid, Pedro Santín, calificó hoy de "cacicada" el aviso municipal remitido a las comunidades de vecinos para que no se saquen las basuras hasta una hora antes de que pase el camión.

La consecuencia de esto es evidente para el socialista, que ironizó diciendo que los trabajadores "tendrán que contratar a alguien para que les saque el cubo". Si no se cumple esta norma, los vecinos podrían enfrentarse a multas de 750 euros, expuso el PSOE.

Y es que el Área de Medio Ambiente ha empezado a remitir a las comunidades de propietarios un aviso en el que se comunica que debido a "una reestructuración en el servicio de presentación y recogida de residuos urbanos, a partir del día 16 de junio se procederá a presentar éstos en la vía pública en recipientes individuales, hasta una hora antes del paso del camión recolector y debiendo ser retirados 15 minutos después de la recogida".

El artículo 35 de la Ordenanza de Limpieza dice que los cubos sólo podrán sacarse a la calle una hora antes del paso del camión, "lo cual está muy bien en los distritos donde la basura se recoge por la noche pero ¿qué ocurre con los distritos y barrios donde el camión pasa a las 10 de la mañana?", preguntó el socialista. El edil expuso que el contenedor no se puede sacar antes de las 9 horas y, en ese momento, "la mayor parte de la gente está trabajando".

Santín ha pedido la derogación inmediata del artículo 35 de la Ordenanza de Limpieza, de forma que se permita a los vecinos sacar los cubos a partir de las 7 horas y no una hora antes del paso del camión, y retirarlos a las 16 horas. Si no se deroga, el PSOE exige a Medio Ambiente que llegue a un acuerdo con la empresa FCC "para que se suprima totalmente la recogida de residuos domiciliarios durante el día, de forma que se realice únicamente en horario nocturno".

El mismo aviso indica también que próximamente se retirarán los contenedores de gran capacidad instalados en la vía pública y entregarán a cada comunidad, chalet o establecimiento comercial el contenedor individual amarillo y el gris con tapa negra, adecuado a sus necesidades y al volumen de residuos que generen.

El concejal socialista considera que la sustitución en distritos como Latina, Carabanchel, Villaverde o Fuencarral-El Pardo de los grandes contenedores de 800 litros instalados en la calle por otros pequeños es el primer paso para la aplicación de la nueva Ordenanza de Limpieza de los Espacios Públicos, de modo que "ya se pueda empezar a sancionar a los vecinos que no separen adecuadamente los residuos con multas de hasta 750 euros".

Santín explicó que la retirada de estos grandes recipientes, que superan las 50.000 unidades, "permite al Ayuntamiento identificar con precisión a los vecinos que no separen sus bolsas, por lo que resulta mucho más fácil sancionarlos que cuando éstos depositan sus residuos en los contenedores amarillos o grises de la vía pública".

Además, en las próximas semanas, Medio Ambiente va a sacar a la calle a 300 Agentes de Residuos que se "apostarán" en los portales para vigilar y sancionar si el vecino que saca la basura tira los envases al cubo gris y no al amarillo. Todo ello es para Santín "una auténtica intimidación y violación del derecho de las personas a su intimidad".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies