Sale del hospital el hombre supuestamente golpeado en la cabeza por la Policía en los disturbios de Lavapiés

Disturbios en Lavapiés (Madrid) tras la muerte de un mantero
REUTERS - Archivo
Publicado 19/03/2018 17:15:57CET

MADRID, 19 Mar. (EUROPA PRESS) -

El hombre herido de un fuerte golpe en la cabeza supuestamente propinado por un agente de la Unidad de Intervención de la Policía Nacional (UIP) durante los disturbios del jueves por la noche en el madrileño barrio de Lavapiés ha salido esta mañana del hospital donde permanecía ingresado desde hace cuatro días.

Así lo ha informado esta tarde a Europa Press el presidente de Movimiento contra la Intolerancia, Esteban Ibarra, que ha querido dar las gracias a la Fundación Jiménez Díaz, por el trato que le ha dispensado y por que haya podido permanecer el fin de semana en el hospital hasta que le han encontrado un alojamiento.

El herido, Arona Diakhate, fue ingresado el jueves por la noche en Urgencias con un fuerte golpe en la cabeza propinado, según él mismo contó al diario.es, por un porrazo de un agente 'antidisturbios' cuando él estaba mirando lo que ocurría apoyado en una papelera tras liarse un cigarro.

Tras caer desplomado, fue llevado en volandas por los agentes a un coche de Policía, desde el que fue trasladado a comisaría porque ese lugar "no era una zona segura" para la llegada de las ambulancias del Samur debido a los disturbios, ha aclarado la Policía. En dependencias policiales fue asistido por los sanitarios y trasladado al hospital, donde permaneció 24 horas en Urgencias, luego en planta y recibió el alta médica ya el sábado.

En estos dos días ha permanecido en el hospital hasta que le han encontrado un piso tutelado, ya que actualmente no tenía una vivienda estable y pernoctaba en diferentes viviendas. "Hoy ya se ha incorporado a su vida normal y ha sido recibido en Lavapiés afectuosamente por sus amigos y conocidos", ha indicado Ibarra.

Por otro lado, ha explicado que la supuesta agresión será investigada por la Justicia ya que el hospital, siguiendo el protocolo en este tipo de casos, ha remitido la información al Juzgado correspondiente. Desde la Policía han explicado a Europa Press que analizarán las imágenes en las que supuestamente se contempla lo sucedido para determinar qué pasó realmente y si es la persona afectada.