UFP asegura que no actuarán sin orden de desalojo pero subraya que "van a aguantar lo justo"

Actualizado 11/06/2011 13:56:43 CET

MADRID, 11 Jun. (EUROPA PRESS) -

El sindicato Unión Federal de la Policía (UFP) aseguró hoy que los agentes de la Policía Nacional no procederán al desalojo de los indignados que se concentran en varias plazas de España sin que exista de antemano una orden de desalojo, si bien remarcó que "van a aguantar lo justo", en relación a la respuesta policial del jueves en la sede de las Cortes de Valencia ante los manifestantes que se saldó con "ocho policías heridos".

En declaraciones a Europa Press Televisión, el portavoz de UFP, Alfredo Perdiguero, instó al Gobierno a que exprese "si hay que desalojar o cargar" contra los concentrados en lugares como el Congreso de los Diputados o la Puerta del Sol ya que, según lamentó, "no se puede consentir" que la Policía tenga "una disponibilidad diaria a expensas de lo que quieran" los indignados.

"La Policía no va a ser responsable de nada hasta que no haya alteración del orden público, va a aguantar hasta que no haya una orden gubernativa", remarcó.

Así, argumentó que si los fiscales o jueces "realmente sancionasen severamente" a quienes tienen un acta "por ir en contra de la seguridad ciudadana" y se les multase o condenase a prisión como, según aseguró, "el Código Penal habilita para ello", los manifestantes no actuarían de esta manera.

"La Policía aguantó insultos, amenazas, escupitajos y cuando hubo una agresión flagrante en la que una ciudadana arrojo una tijera se procedió a su detención y después la carga para defender a nuestros compañeros", recordó.

En este sentido, apuntó que la Policía ya dispone de "un estudio de desalojo" para que cuando la delegada de Gobierno en Madrid, Dolores Carrión, lo ordene los agentes puedan desalojar "con la menor violencia posible" hasta "3.000 personas" de la Puerta de Sol.