UGT acusa a la Comunidad de Madrid de tener una "preocupación forzada y no sentida" por el desempleo

Actualizado 27/01/2011 16:31:42 CET

MADRID, 27 Ene. (EUROPA PRESS) -

El secretario general de UGT-Madrid, José Ricardo Martínez, ha acusado al Gobierno de la Comunidad de Madrid de tener una "preocupación forzada y no sentida" por el desempleo, y ha valorado que la principal preocupación del Ejecutivo regional es "la tijera, el recorte y la eliminación de derechos".

En la presentación de un informe sobre la situación en la región en el año 2010, el líder regional de UGT ha manifestado que se está produciendo una "intensificación de los problemas", que a su juicio "no tienen visos de solución" por las soluciones que se están tomando para hacerles frente.

Martínez ha anunciado que el panorama que se constituye con las medidas tomadas por las distintas administraciones están conformando un escenario que permite que situaciones como las que se están viviendo "se vuelvan a repetir".

En este sentido, ha criticado la "clarísima tendencia procíclica" de los Presupuestos Generales de la Comunidad de Madrid para 2011, al igual que la desaparición de los 102 órganos colegiados y entidades públicas, en lo cual ha exigido una rectificación.

Asimismo, ha asegurado que en este contexto es una obligación "moral, legal y democrática situar el desempleo en el primer lugar de las preocupaciones", en un momento en el que se registran 461.928 desempleados, según los datos del paro de diciembre de 2010.

MÁS PARO Y MENOS DINERO PARA EMPLEO

A la hora de analizar la situación de la región, la responsable de Análisis y Estrategias de UGT-Madrid, Isabel Navarro, ha destacado el descenso en las partidas del Servicio Regional de Empleo en la región a la vez que aumenta el desempleo.

De esta forma, mientras que en el año 2008 registraba una tasa de desempleo del 8,4 por ciento y se presupuestaban 483 millones para el curso siguiente, el presupuesto de 2011 es inferior a los 460 millones de euros, con una tasa de paro del 16 por ciento. Además del descenso en estas partidas, UGT critica en esta coyuntura la supresión del Observatorio Regional de Empleo y la Formación.

Navarro ha estimado que los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) va a ir "a peor", asumiendo que los datos que mañana se harán públicos no mejorarán los 545.000 madrileños desempleados, el 12 por ciento del total de trabajadores de todo el país.

El aumento en la contratación en la región (3,3 por ciento) resulta "insuficiente para revertir la situación de crisis", y señala que los índices de temporalidad de los nuevos contratos (85,3 por ciento) son "muy preocupantes". Sin embargo, este índice es el más bajo de todas las comunidades.

Lo mismo ocurre en la tasa de temporalidad, que en la Comunidad de Madrid se sitúa en el 19,3 por ciento (seis puntos por debajo de la media nacional). El sindicato explica esta situación por el alto número de empleados públicos en la región, así como la ubicación de sedes centrales de grandes empresas y la existencia de grandes complejos empresariales.

UGT señala que en las sedes centrales la contratación laboral goza de "mayor estabilidad" y en los grandes complejos hay "tradicionalmente una más fuerte representación sindical".

El sindicato analiza en el informe la situación de la Educación, la Sanidad y los Servicios Sociales, servicios que mantienen a UGT "muy preocupados", según ha reconocido Martínez.

PRIORIDAD A PRIVADOS Y CONCERTADOS

En materia de Educación, Navarro ha denunciado que el presupuesto en educación pública haya vuelto a disminuir, y ha acusado al Gobierno regional de dar prioridad a los centros privados y concertados. Así, la Comunidad de Madrid es la región que mayor porcentaje de alumnado estudia en centros privados no concertados, mientras que es la segunda por la cola de alumnos en centros públicos (54 por ciento, más de 13 puntos por debajo de la media nacional).

Respecto a los centros concertados, Navarro ha denunciado que los centros concertados en la región seleccionan a los alumnos en función de la "aportación voluntaria" que realicen, por lo que su acceso pasa por la capacidad de para cubrir este gasto.

Asimismo, ha considerado que el Gobierno regional trata de "cargar la escolarización" del alumnado extranjero en la red pública, donde están matriculados el 76 por ciento, mientras que en los privados y concertados esta proporción es del 5 y el 18 por ciento.

El recorte educativo para 2011 supone, según ha afirmado Navarro, 231 millones de euros menos en los presupuestos de la Comunidad de Madrid, que, tal y como lamenta UGT, va a suponer la disminución en las plantillas de profesorado de centros públicos de 416 docentes. Sumado a la no cobertura de las sustituciones, el sindicato denuncia que la reducción de plantilla alcanza a los 2.500 efectivos.

La reducción de presupuesto educativo --un 1,74 por ciento del PIB-- sitúa el gasto medio por alumno en 3.581 euros por alumno, lo que deja a la Comunidad de Madrid entre las regiones con menos gasto educativo del país.

CRÍTICAS A LA "PANACEA DEL ÁREA ÚNICA"

En Sanidad, la principal apuesta de la Comunidad de Madrid era la implantación de la Libre Elección o Área Única, algo que, según ha ironizado Navarro, "era la panacea" y sin embargo "no cumple con la Ley General de Sanidad", pues rebasa el número de habitantes por área.

Además, el sindicato argumenta que la libre elección de profesional era un derecho efectivo. Esta ley, consideran desde UGT, "va a precarizar más las condiciones sanitarias y empeorará la asignación y distribución de recursos", tanto humanos como materiales.

Para Martínez, que cree que las políticas sanitarias del Gobierno regional son "apología de la ideología", el Área Única "no es un buen argumento para mejorar la calidad de la Sanidad".

Por su parte, Navarro ha lamentado que el gasto sanitario es el segundo más bajo en España, y que desde 2003 el aumento en el número de hospitales no se ha traducido en un aumento de las camas de los centros. Además, la media de 3,42 camas por cada mil habitantes es más de un punto por debajo que los datos de Cataluña o Aragón.

Otro de los aspectos que UGT ha criticado es el modelo de gestión de los hospitales, y denuncian que "la salud de los madrileños está quedando en manos de multinacionales". Navarro ha acusado al Gobierno regional por este modelo de gestión: "Construye el hospital, lo equipa, y luego lo regala a sus amigos", ha dicho.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies