Un vecino del detenido por amenazar de muerte a sus padres facilitó a la Policía la entrada a la vivienda

 

Un vecino del detenido por amenazar de muerte a sus padres facilitó a la Policía la entrada a la vivienda

Actualizado 27/01/2011 17:44:15 CET

MADRID, 27 Ene. (EUROPA PRESS) -

El vecino de un hombre de 51 años detenido en Madrid por amenazar gravemente de muerte a sus padres, facilitó su vivienda para que la Policía Nacional pudieran acceder a la casa del susodicho "por si pasaba algo" y después de que los agentes no lograran convencer al detenido que abriera la puerta.

En declaraciones a Europa Press Televisión, Narciso, que vive en la puerta contigua a la vivienda donde ocurrieron los hechos, ha explicado que "abrieron la puerta" a los agentes que se personaron en el lugar y que les pidieron "si les importaba que pasaran" por su balcón dado que estaban escuchando diversos gritos y ruidos violentos e incluso la amenaza del detenido que les advirtió que no iba a abrir la puerta y que si entraba la Policía mataba a los padres.

"Salimos a abrir (a la Policía) porque estaban llamando al vecino y no les abrió la puerta y entonces nos dijeron que si no importaba que pasaran por aquí y, vamos, en ningún momento, al contrario, facilitamos las cosas para que pudieran acceder y ya está", ha explicado. Así ha agregado que no le importa ofrecer su domicilio "cuando se trata de ayudar" e incluso respaldó a uno de los agentes "de la forma más segura posible para que no pasara nada".

Los hechos ocurrieron la pasada noche del 25 cuando la Policía recibió una llamada de la Sala 091 en la que les comunicaban que en una vivienda madrileña había una persona que estaba agrediendo a sus padres. Los policías procedieron a entrar en el domicilio por propia autoridad para evitar daños inminentes y aprovechando un despiste del agresor, consiguieron reducirlo y detenerlo.

"YA SABÍAMOS QUE ALGO PASABA"

El vecino ha explicado que los padres, de edad avanzada, se encuentran "bien" y que no le sorprendió lo ocurrido dado que ya sabían que "algo pasaba". Así ha resaltado que el detenido es una "excelente persona" con la que mantiene una buena relación de vecinos.

"Ya sabíamos que algo pasaba y no (nos sorprendió) mucho", ha recalcado al tiempo que ha subrayado que la acción de los agentes de la Policía Nacional estuvo "muy bien porque podría haber pasado algo y pudieron evitar".

En relación al detenido lo ha definido como una "muy buena persona que prácticamente nunca da problemas, lo único que tiene problemas con la bebida y es cuando se transforma un poco, pero para nada, es una persona encantadora, con los vecinos con todo el mundo".

"Sé que algo ha habido entre ellos cuando toma algo... pero normalmente es una excelente persona", ha recalcado y ha sentenciado que no sabe si podrá volver a ocurrir un episodio como el vivido porque se trata de algo "impredecible" y nunca se sabe lo que puede pasar.

Por su parte la vecina del piso de abajo ha confesado que la noche en que ocurrieron los hechos escuchó "algo de ruido y voces" aunque no sabía de dónde provenían, mientras que otro vecino, recién trasladado al edificio, confesó sentir "mucho miedo" al escuchar el despliegue de Policías y bomberos que intentaron evitar que las amenazas se convirtieran en realidad.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies