Los vecinos denuncian movimientos de tierra y apertura de zanjas en el yacimiento de La Esgarabita

Actualizado 29/02/2012 18:45:53 CET

MADRID, 29 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Federación Comarcal de Asociaciones de Vecinos de Alcalá de Henares (FCAVAH) ha denunciado "la inacción" de todos los grupos políticos representados en el Ayuntamiento de esta localidad ante los acontecimientos ocurridos en el yacimiento calcolítico de La Esgaravita, villa romana de El Val y necrópolis de los Afligidos, declarados Bien de Interés Cultural en 1988, ha informado FCAVAH en un comunicado.

A juicio del colectivo, "el Gobierno municipal, con la complicidad de la oposición, es responsable de la destrucción de una parte esencial de nuestro patrimonio, ya que, por activa o por pasiva, ha permitido diversas actuaciones que pueden haber afectado de manera irreversible el asentamiento prehistórico".

De esta forma, los vecinos han explicado que en el mes de enero permitió movimientos de tierra que lo dejaron enterrado y la semana pasada la realización de zanjas para introducir canalizaciones. En ambos casos, los trabajos se realizaron con la preceptiva licencia de obra municipal.

Localizado junto al desaparecido molino de La Esgaravita, al NE de la villa romana de El Val, en el Camino de los Afligidos, dentro de la arqueología madrileña el yacimiento es uno de los enclaves más conocidos de la prehistoria reciente.

Su descubrimiento se produjo de manera casual, durante la instalación de un depósito de gas, lo que le supuso serios daños. En ese momento, el Grupo Arqueológico de Alcalá excavaba en las inmediaciones la villa romana y necrópolis visigoda de El Val.

Según el Grupo en Defensa del Patrimonio Complutense, "el yacimiento se corresponde con un tipo de registro arqueológico denominado tradicionalmente de fondos de cabaña, caracterizado por la localización de numerosas estructuras subterráneas que, en líneas generales, se corresponden con cabañas semiexcavadas, silos de almacenaje y hoyos con diferentes funciones". En el terreno se han hallado más de 80 fragmentos cerámicos y una treintena de piezas fabricadas en sílex.

La Federación ha considerado vergonzoso que a la vez que los gobiernos municipales se han jactado de cuidar y proteger el patrimonio de la ciudad complutense, sobre todo desde 1998, año en el que fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, han permitido el deterioro de estos yacimientos.

Para la entidad, "es paradójico que habiendo miles de viviendas vacías en la ciudad sea tan urgente y necesaria la construcción de más viviendas".

Según un informe de la empresa de administración de comunidades LDC, en 2011 existían más de 330.000 viviendas vacías en la Comunidad de Madrid, 8.270 de las cuales se hallaban en Alcalá de Henares.