Las víctimas de atropellos descienden en la capital más de un 8% desde 2007 y los heridos graves en accidente, un 12,62%

 

Las víctimas de atropellos descienden en la capital más de un 8% desde 2007 y los heridos graves en accidente, un 12,62%

Actualizado 13/10/2008 14:48:49 CET

Madrid comienza una experiencia piloto para señalizar dos pasos de cebra "sensibles" con señales luminosas con sensor de presencia

MADRID, 13 Oct. (EUROPA PRESS) -

Las víctimas de atropellos en la ciudad de Madrid han descendido desde 2007 más de un 8 por ciento, y los heridos graves en accidentes de tráfico lo han hecho en un 12,62 por ciento, según datos aportados hoy por el delegado de Movilidad y Seguridad de Madrid, Pedro Calvo, con motivo de la celebración del Día Europeo de la Seguridad Vial.

Así, durante el año pasado los atropellos se redujeron en un 1,23 por ciento, mientras que en lo que va de este año el descenso ha llegado al 6,8 por ciento. "Estos datos corroboran que las aciones emprendidas por el Plan de Seguridad Vial en colaboración con el resto de actores implicados en este objetivo común van dando su frutos", apuntó el concejal.

Además, el número de heridos graves ha seguido la misma tendencia, con una reducción este año del 12,62 por ciento con respecto al mismo periodo del año pasado, mientras que durante los primeros nueve meses de 2008 las víctimas mortales en siniestros se ha reducido un 40,82 por ciento, con 29 víctimas frente a las 49 que hubo hasta el 30 de septiembre del año pasado.

"El objetivo es reducir en un 50 por ciento el número de víctimas mortales en accidente en el plazo de diez años, lo que supone pasar de las 104 de 2000 a unos 52 en 2010", apuntó Calvo. En 2006 hubo medio centenar de víctimas y el año pasado, 57, así que con las cifras que se manejan actualmente, el Consistorio espera que este año se ronde el umbral de las 40 víctimas mortales en la capital, con lo que "ya se ha alcanzado el objetivo".

En cuanto a los accidentes motivados por el consumo de alcohol al volante, el concejal aseguró que hasta septiembre se han reducido en un 26,56 por ciento. De hecho, el pasado martes el alcalde, Alberto Ruiz-Gallardón, indicó tras la Junta y el Consejo de Seguridad que las alcoholemias mayores de 0,60 miligramos por litro se han reducido un 39,8 por ciento, mientras que el número de siniestros con alcoholemia y heridos disminuyeron un 22,75 por ciento.

"Esto no es casual, sino fruto de una suma de acciones como las campañas de control de alcoholemia de la Policía Municipal, las campañas de concienciación de la Dirección General de Tráfico (DGT), la implantación del carné por puntos, la educación vial a jóvenes conductores o los 'road shows' de la Fundación Movilidad", alegó Calvo.

Para el alcalde, además, el aumento de un 4 por ciento de los controles --se ha pasado de 67.040 entre enero y septiembre de 2007 a 69.600 en lo que va de año--ha permitido que descienda un 8,69 por ciento el número de accidentes y un 22 por ciento el número de positivos.

DENUNCIAS

En cuanto a las denuncias interpuestas por el Consistorio en el periodo del 3 de febrero al 31 de mayo de este año, durante la Campaña de Prevención de Atropellos 'Todos somos peatones' organizada con el RACC, 483 fueron para peatones, de las que 291 se debieron a que desobedecieron las señales de un agente; 121, a que circulaban molestando a otros usuarios de la vía pública; y 68 fueron por cruzar la calzada por zonas indebidas.

Además, 154.331 vehículos también fueron multados en el mismo periodo. Concretamente, la mayoría (113.062 denuncias) se interpusieron por exceso de velocidad, mientras que 26.375 fueron por estacionar en pasos de cebra o zonas peatonales, y 7.751 fueron por saltarse semáforos en rojo. Además, 146 sanciones tuvieron como motivación la ocupación indebida de la vía pública.

NUEVAS SEÑALES LUMINOSAS

Además de aportar datos sobre la siniestralidad y las multas, Calvo presentó esta mañana unas nuevas señales diseñadas para llamar la atención de los conductores sobre la presencia de pasos de cebra poco visibles y que son especialmente "sensibles" por su "poca visibilidad".

De momento, la campaña piloto se pondrá en marcha en el paso de cebra del paseo de Camoens con Martín de los Heros y en Monforte de Lemos. El primero, que hoy visitó el concejal, ha sufrido seis atropellos en los últimos cinco años.

Estas marcas verticales llevan incorporado un sensor de presencia que activa los diodos LED de color rojo cuando se percata de que alguien espera para cruzar la calle. "Que la luz se active sólo cuando un peatón entra en la zona de influencia de la señal permite que el impacto visual sobre el conductor sea mayor, y que éste lo asocie a la presencia de un transeúnte. Además, el sistema permite reducir el consumo energético y la contaminación lumínica", apuntó el delegado.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies