G&D y M2MD se alían para desarrollar sistemas para coches conectados

G&D y M2MD se alían para desarrollar sistemas de comunicación para coches conect
G&D
Actualizado 19/12/2016 17:57:18 CET

MADRID, 19 Dic. (EUROPA PRESS) -

Giesecke & Devrient (G&D) y M2MD Technologies han firmado una alianza estratégica para desarrollar conjuntamente una nueva generación de sistemas de comunicaciones para los coches conectados, caracterizada por "una mayor seguridad, escalabilidad, mayor capacidad de personalización y menor coste".

Según explican en un comunicado, ambas empresas desarrollarán una pasarela de comunicaciones que aúne las soluciones propietarias de seguridad y conexión rápida de M2MD con las funcionalidades y fiabilidad de las tarjetas y módulos SIM y soluciones de gestión de G&D.

Esta pasarela blindará el vehículo ante posibles ataques, robos de información u otros problemas, al mismo tiempo que mejorará la experiencia del cliente en los nuevos servicios de eCar, gracias a una mayor velocidad de conexión.

Entre los diferentes servicios a los que la plataforma de G&D y M2MD dará soporte destacan servicios como eCall, conducción autónoma, comunicación entre vehículos con tecnología Car-to-x, Wi-Fi para pasajeros, conexiones a Internet para acceso a contenidos multimedia, navegación y otras aplicaciones.

También servirá para futuros desarrollos y nuevos modelos de negocio, tales como, seguros en formato de pago por uso, aplicaciones de geolocalización, funciones adicionales del vehículo bajo demanda o de personalización para diferentes conductores.

G&D resalta que es actualmente proveedor de soluciones de seguridad para vehículos conectados del 80% de los fabricantes de coches de todo el mundo y según la compañía e incide en que el 75% de los coches que se comercialicen en 2020 integrarán conectividad de serie.

"El parque automovilístico mundial superará entonces los 1.100 millones de vehículos y una quinta parte, 220 millones, tendrán alguna clase de conectividad a redes móviles", remarca la compañía.

En este sentido, incide en que para la industria del motor, la capacidad de comunicarse con sus coches y de integrar módulos para la comunicación móvil en ellos, requiere seguridad y calidad de las comunicaciones, "elementos clave para desarrollar nuevos servicios" y que, en algunos casos, están limitando su extensión masiva y popularización.