General Motors entra pérdidas en 2017 por la nueva reforma fiscal de Trump y la venta de Opel a PSA

Planta de General Motors en Flint (Michigan)
GENERAL MOTORS
Publicado 06/02/2018 14:42:54CET

DETROIT (ESTADOS UNIDOS), 6 Feb. (EUROPA PRESS) -

General Motors (GM) registró unas pérdidas netas atribuidas de 3.864 millones de dólares (unos 3.131 millones de euros al cambio actual) en 2017, frente a los 9.427 millones de dólares (7.642 millones de euros) de beneficio que obtuvo en el ejercicio precedente, según datos publicados por la compañía.

El consorcio automovilístico estadounidense achacó estos resultados a la nueva reforma fiscal impulsada por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, que tuvo un impacto de 7.300 millones de dólares (5.921 millones de euros) en las cuentas de la compañía. Además, señaló que la venta de Opel/Vauxhall al Grupo PSA supuso para General Motors un impacto negativo de 6.200 millones de dólares (5.029 millones de euros).

La presidenta y consejera delegada de la entidad, Mary Barra, explicó que 2017 fue para General Motors un año de "transformación" y que en el ejercicio en curso la compañía estadounidense continuará remodelándose para situarse entre los primeros fabricantes de automóviles y conseguir así el éxito a largo plazo.

Las ventas del ejercicio se situaron en 145.588 millones de dólares (118.062 millones de euros), lo que supone una caída del 2,4% en comparación a los datos que registró en 2016, mientras que el beneficio operativo aumentó un 0,54%, hasta 10.016 millones de dólares (8.124 millones de euros).

En términos geofráficos, la región de Norteamérica obtuvo unas ganancias de 11.889 millones de dólares (9.642 millones de euros), lo que se traduce en un 4,02% menos que en el curso anterior. Por su parte, General Motors International ganó 1.300 millones de dólares (1.053 millones de euros), un 69,4% más.

General Motors vendió 8,9 millones de vehículos en todo el mundo el año pasado, lo que supone un incremento del 0,8% en comparación a 2016.

En el cuarto trimestre de 2017, el fabricante de vehículos norteamericano registró unas pérdidas de 5.151 millones de euros (4.175 millones de euros), frente a los 1.835 millones de dólares (1.487 millones de euros) que ganó en el mismo periodo del año previo. En los últimos tres meses del año pasado, General Motors facturó 37.715 millones de dólares (30.547 millones de euros), un 5,46% menos que en el mismo periodo de 2016.