RACE registró una facturación récord de 134 millones en 2017

Carmelo Sanz de Barros
RACE - Archivo
Publicado 10/07/2018 14:48:42CET

MADRID, 10 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Real Automóvil Club de España (RACE) registró en 2017 una facturación récord de 134 millones de euros, una cifra "jamás vista" en sus más de 115 años de existencia.

En la Asamblea General Ordinaria del RACE, los socios aprobaron con un 99,7% las cuentas del ejercicio 2017 y los presupuestos de este año. Tal como ha explicado la organización, "si 2016 ya fue un año récord para el RACE, el pasado ejercicio se convirtió en el año con los mejores resultados de la historia del club", debido al "importante" crecimiento de la facturación del grupo de empresas y del Circuito del Jarama.

El presidente del RACE, Carmelo Sanz, ha destacado que gracias a la confianza en los servicios del RACE por parte de los clientes, junto con la oferta de RACE Unlimited, que está haciendo que crezca el Club en 50.000 nuevos socios anuales, ha sido posible alcanzar esta cifra "histórica", que se adelanta al objetivo del RACE, que estaba fijado en alcanzar los 130 millones en 2021.

Sanz ha apuntado que en 2017 la organización ha superado los ocho millones de vehículos cubiertos, mientras que ha realizado 1,5 millones de asistencias y ha recibido casi dos millones de llamadas. Estas cifras sitúan al RACE como "la primera empresa de asistencia en carretera de España por número de clientes, y la segunda por volumen de asistencias".

Asimismo, el presidente del RACE prevé que 2018 sea un "buen año", ya que "las matriculaciones de nuevos vehículos están creciendo, la climatología no nos está perjudicando y, nuestra oferta de club cada vez está despertando más interés entre los conductores de nuestro país".

Carmelo Sanz también ha indicado que el consejo tiene previsto continuar realizando las inversiones "necesarias" para cumplir con los planes estratégicos de cada una de las áreas del RACE (Grupo de empresas, Circuito del Jarama y Complejo Deportivo), "y lo más importante, manteniendo el nivel de caja, y sin un euro de deuda".