Las carreteras eléctricas para camiones llegarán a Alemania en 2019

Camión de Scania circulando por carretera eléctrica
SCANIA
Publicado 25/05/2018 11:31:09CET

MADRID, 25 May. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno alemán ha decidido apostar por las 'eHighways' (carreteras eléctricas) para camiones cofinanciando un proyecto de investigación que tiene como objetivo reducir las emisiones de los vehículos industriales pesados que se usan para el transporte de larga distancia.

Volkswagen Group Research y Siemens desarrollarán la tecnología necesaria y camiones híbridos eléctricos de largo recorrido de la marca Scania.

Según informó la marca de camiones del consorcio alemán, dicha investigación es la fase previa a la puesta en marcha de tres áreas de prueba en las carreteras públicas alemanas.

Así, durante 2019 y 2020, los camiones de propulsión eléctrica se probarán en tres nuevas 'eHighways' alemanas. La primera carretera eléctrica del mundo fue inaugurada en 2016 en el centro de Suecia, cerca de la ciudad de Gävle.

El Ejecutivo germano construirá una carretera de prueba en Schleswig-Holstein, en la autopista A1 cerca de Lübeck, una en Hessen, en la autopista A5 al sur de Frankfurt, y una tercera en Baden-Württemberg, en la carretera federal B462.

"Para el transporte de larga distancia, Scania considera que las carreteras eléctricas son una tecnología prometedora para un futuro de transporte sostenible. La electrificación de vehículos se está desarrollando rápidamente y con sus beneficios ambientales, sociales y de costes, jugará un papel importante en el cambio hacia un sistema de transporte sin combustibles fósiles", señaló el vicepresidente de Investigación y Desarrollo de Scania, Claes Erixon.

En una primera fase, Scania suministrará al proyecto dos prototipos híbridos eléctricos con diferentes motores: uno tendrá una sola batería con capacidad de 15 kilovatios hora (kWh) y otro que incorpora varias baterías.

SISTEMA DE ENERGÍA.

El funcionamiento de este nuevo método se basa en la recepción de energía por parte del camión que llega de un colector de energía pantógrafo montado detrás de su cabina.

A su vez, los pantógrafos están conectados a las líneas eléctricas aéreas que están por encima del carril de la derecha de la carretera, y los camiones pueden conectarse libremente y desconectarse de los alambres de arriba mientras están en movimiento.

Cuando el camión se sale del carril eléctrico, el pantógrafo se desconecta y el camión funciona con su motor de combustión o el motor eléctrico con batería operada. El mismo principio se aplica cuando el conductor quiere adelantar a otro vehículo.