El sector de las dos ruedas reclama un mayor protagonismo dentro de la nueva movilidad

Jornada que mueven ciudades
EUROPA PRESS
Publicado 05/04/2018 11:32:22CET

Anesdor pide "más recursos" para medidas de seguridad vial que reduzcan la siniestralidad

MADRID, 5 Abr. (EUROPA PRESS) -

El sector de las dos ruedas ha subrayado que las motocicletas han sido llamadas a representar un papel "clave" en la movilidad futura de las grandes ciudades y por ello reclama un "mayor protagonismo" dentro de este contexto, así como más apoyo por parte de las administraciones y del conjunto de las instituciones.

Durante la jornada 'Motos que mueven ciudades', en el marco de el salón de la moto de Madrid, 'Vive la Moto', el presidente de la Asociación Nacional de Empresas del Sector de Dos Ruedas (Anesdor), César Rojo, ha puesto en valor que el parque de motos español ha aumentado un 12% en los últimos 10 años, por lo que reclama "más recursos" para promover medidas de seguridad vial que reduzcan la tasa de siniestralidad y una mejora de la formación para conductores de este tipo de vehículos.

Por su parte, el patrono de la Fundación Pons, Pere Navarro, ha denunciado en la cita madrileña, que se celebra en los pabellones 12 y 14 de Feria de Madrid, que la moto es la "gran olvidada" tanto de la políticas de movilidad como de la seguridad vial.

De este modo, ha reivindicado que se hable más de la motocicleta y que se le dé la importancia que tiene, ya que, según él, las políticas de movilidad que se están introduciendo en las grandes ciudades harán que se reduzca la presencia de automóviles en las urbes y, en consecuencia, aumente la de vehículos de dos ruedas.

Según Navarro, distintos estudios prevén que se producirá un aumento "significativo" del número de motocicletas en las ciudades. Una de las principales causas por las que se dará este crecimiento será el comercio electrónico. Navarro ha explicado que muchas empresas de reparto están adquiriendo motocicletas para el desplazamiento de la última milla.

Además, también ha resaltado el papel de estas en los servicios de movilidad compartida. "Cuando las grandes empresas entra en el sector del 'sharing' es porque es el futuro. El ciclomotor eléctrico es número uno en ventas para flotas de 'moto sharing'", ha apuntado.

DESMITIFICAR LA MALA IMAGEN DE LA MOTO.

Por otro lado, el patrono de la Fundación Pons también ha pedido que se desmitifique la mala imagen que pesa sobre los vehículos de dos ruedas, sobre todo en las ciudades, donde son vistas como "intrusas".

"Todos hablan mal de las motocicletas. Los autobuses, los taxis o las bicicletas tienen sus propios carriles en las ciudades, pero las motocicletas no tienen su propio espacio en la vía pública, lo que hace que se hable mal de ellas. Tienen un problema de imagen y tenemos que esforzarnos todos para que se valore la aportación de la moto a la nueva movilidad y a la economía", ha añadido.

Dentro de este contexto, Navarro ha defendido una mayor apuesta para el sector con el objetivo de que se reduzcan el número de fallecidos y de heridos graves. En 2008, se puso en marcha en España el plan estratégico para la seguridad vial de motocicletas y ciclomotores, un "referente" en Europa con el que se pasó de 800 muertos en 2007 a menos de 400 en 2016.

"El parque de motos español va a aumentar sí o sí, por lo que debemos demostrar un mayor compromiso para que no aumente la siniestralidad. Es posible reducir el número de víctimas", ha subrayado.

Para Navarro también sería una "buena práctica" que se cree en los ayuntamientos la 'oficina del motociclista', a través de la cual un funcionario mantenga el contacto y proporcione información a conductores de vehículos de dos ruedas y a potenciales usuarios.

Según un estudio al que ha hecho referencia el patrono de la Fundación Pons, en España, una de cada tres mujeres y uno de cada cuatro hombres se plantea usar la moto, pero no lo hace porque no se siente seguro o por falta de formación, mientras que más de la mitad de las personas que conducen motocicletas de 125 centímetros cúbicos reconoce no haber recibido nunca formación para manejar este tipo de vehículos.