Pininfarina lanza un plan para salir de 'números rojos' en 2009, tras perder 115 millones en 2007

 

Pininfarina lanza un plan para salir de 'números rojos' en 2009, tras perder 115 millones en 2007

Actualizado 11/03/2008 12:36:42 CET

La empresa italiana ampliará capital en cien millones de euros y dará entrada en su accionariado a Bolloré

MADRID, 11 Mar. (EUROPA PRESS) -

El carrocero y diseñador automovilístico italiano Pininfarina ejecutará un plan industrial que tiene por objetivo retornar al equilibrio en sus resultados en 2009, después de que la empresa cerrará 2007 con unas pérdidas netas de 114,9 millones de euros, lo que supone multiplicar por más de cinco los 'números rojos' del ejercicio anterior.

Las bases de este plan industrial consisten en maximizar las oportunidades en el sector de coches eléctricos, reorientar la estrategia de las operaciones de producción y expandir el área de servicios de diseño y de ingeniería.

Asimismo, el programa pasa por la captación de recursos mediante una ampliación de capital de cien millones de euros destinada en principio a los accionistas de Pininfarina, pero a la que podrá acudir el grupo Bolloré, con quien la firma colabora en el proyecto de coche eléctrico.

De esta forma, Pininfarina se ha fijado como objetivo liderar el mercado de coches eléctricos tras lanzar en 2010 su primer vehículo de este tipo bajo su propia marca, con "cero" emisiones y "cero" consumo de carburante.

Los principales objetivos del plan son lograr en 2010 un margen de Ebitda sobre facturación superior al 8% y alcanzar el 'breakeven' (equilibrio financiero) en el resultado de operaciones. La empresa dará más detalles al respecto en abril, tras convocar su junta de accionistas.

PERDIDAS EN 2007.

La firma con sede en Turín quintuplicó sus pérdidas netas en 2007, hasta 114,9 millones de euros, pese a que su facturación creció un 14%, hasta 670,4 millones de euros, gracias en buena medida al impacto positivo de la producción del Ford Focus Coupé Cabriolet.

Pininfarina mejoró su resultado bruto de explotación (Ebitda) con ganancias de 12,8 millones, frente a unas pérdidas de 11,9 millones en 2007. Los números rojos derivados de sus operaciones alcanzaron 33,8 millones de euros, con una disminución del 22,3%.

Para este año, la compañía espera incrementar su facturación en torno al 10%, gracias al lanzamiento de nuevas versiones del Alfa Spider y del Ford Focus Coupé Cabriolet. Asimismo, prevé un crecimiento del Ebitda superior al 5%, aunque el resultado de sus operaciones seguirá arrojando pérdidas.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies