Industria admite que no se cumplen objetivos de ventas de coches eléctricos

Coche eléctrico
AYUNTAMIENTO SANTANDER
Actualizado 24/11/2011 14:34:55 CET

MADRID, 24 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Ministerio de Industria, Turismo y Comercio reconoce oficialmente que no se han cumplido los objetivos "cuantitativos" de ventas de coches eléctricos previstos en la Estrategia Integral de Impulso al Vehículo Eléctrico 2010-2014.

Según fuentes del sector consultadas por Europa Press, en los diez primeros meses del año se matricularon 269 coches eléctricos, cinco veces más que en el mismo período de 2010. El objetivo del Gobierno era que en 2011 se alcanzaran 20.000 matriculaciones de este tipo de vehículos.

Industria, en el Real Decreto por el que prorroga a 2012 las ayudas para la compra de coches eléctricos (publicado este jueves en el BOE), destaca no obstante que sus matriculaciones experimentaron una progresión del 184% durante el pasado mes de septiembre.

Con todo, el Departamento que dirige en funciones Miguel Sebastián justifica la no consecución de los objetivos por un aplazamiento de los lanzamientos de este tipo de vehículos, toda vez que será a finales de este año y en el próximo ejercicio cuando se consolide la oferta.

Asimismo, explica que ha decidido prorrogar las subvenciones porque "su finalización podría provocar un retorno al estancamiento de la demanda" cuando la oferta esté consolidada.

En mayo pasado, Industria aprobó el plan de ayudas para la adquisición de coches eléctricos, dotado con 72 millones de euros, de los que se sólo ha consumido una parte mínima por las escasas ventas de este tipo de vehículos.

Ante esta situación, Industria ha decidido prorrogar las ayudas, que expiraban inicialmente el próximo 30 de octubre. De esta forma, se podrán seguir solicitando entre el 1 y el 15 de diciembre de 2011, así como entre el 1 de enero y el 30 de noviembre de 2012.

El presupuesto asignado para la prórroga de las ayudas asciende a 50 millones de euros, un millón para la primera quincena de diciembre, y los 49 millones restantes, para el año 2012. Estos fondos proceden del presupuesto no consumido a lo largo de esta año, por lo que no suponen ningún gasto adicional para las arcas públicas.