Ahora Murcia responsabiliza a Navarro y al secretario del Pleno por la "torticera" tramitación anulación Plan Fuensanta

Publicado 24/05/2017 15:44:55CET

MURCIA, 24 May. (EUROPA PRESS) -

Ahora Murcia responsabiliza al concejal de Urbanismo, Antonio Navarro Corchón, y al secretario del Pleno por la "torticera tramitación" de la anulación del Plan Fuensanta, que fue una iniciativa que la formación municipal llevó como moción al Pleno del pasado mes de septiembre.

Tras conocerse este miércoles que el Ayuntamiento no podrá anular el plan parcial, que promovía la construcción de hasta 1.300 viviendas la zona del santuario porque el expediente de revisión que se aprobó había caducado, Ahora Murcia ha registrado una moción de urgencia para el Pleno de este jueves.

Dicha moción demanda que se inicie de nuevo la revisión y anulación del Plan Fuensanta, y que se cumplan todos los trámites administrativos obviados por el concejal de Urbanismo.

La edil Alicia Morales señala que "por enésima vez vuelve a constatarse que en este Ayuntamiento las cosas se hacen con demasiada frecuencia tarde y mal. Cuando no son los juzgados los que le dan un varapalo al Consistorio, es el Consejo Jurídico, como ha sucedido en esta ocasión".

La portavoz de Ahora Murcia lamenta que en el Ayuntamiento de Murcia "se vaya de una chapuza a otra, y encima ésta es de principiante, porque desconocer que no se puede aplicar a un procedimiento una ley que todavía no está vigente es de alumnos de 1º de Derecho".

Morales apunta también a la responsabilidad del secretario del Pleno, "pues tras la aprobación de nuestra moción en el Pleno de septiembre para hacer la revisión de oficio del plan, el secretario llevó la propuesta para su aprobación al Pleno de enero, sin darse cuenta de que el plazo había vencido. No es de recibo que el secretario lleve al Pleno procedimientos que ya están caducados".

Ahora Murcia informó el pasado 9 de septiembre de la existencia de un nuevo informe de la Comunidad Autónoma que tumbaba definitivamente el Plan Fuensanta, que preveía la construcción de 1.300 viviendas y edificios de 5 plantas a los pies del santuario, en la Finca de la Fuensanta.

Este "polémico" plan urbanístico ya contó con un informe, en enero de 2012, de la directora general del Territorio, en el que advertía al Ayuntamiento de graves incumplimientos de la legislación urbanística y del PGOU, así como de diversas consideraciones técnicas y errores del plan, por lo que instaba al Consistorio a que revisara de oficio y anulara la aprobación definitiva de este Plan Parcial ZB-AZ1.2.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies