La asociación murciana Abeto reparte cien mantas y cien pastillas de turrón entre los indigentes

Necesitados se agolpan a las puertas del coche de asociación Abeto para recoger
EP
Actualizado 28/12/2010 16:08:59 CET

La ONG aprovechó un año más para exigir la construcción de un albergue municipal o la financiación necesaria para abrir otras dependencias

MURCIA, 28 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Asociación Benéfica de Trabajo Ocupacional (Abeto) repartió este martes, Día de los Santos Inocentes, ante la puerta del Ayuntamiento de Murcia, cien mantas y cien pastillas de turrón entre los indigentes y en "recuerdo de las víctimas del frío", según explicó a Europa Press su presidenta, María Dolores Caro, que aprovechó un año más para exigir la construcción de un albergue, la financiación necesaria para poner en marcha uno particular o la apertura de edificios municipales.

Así, antes del tradicional reparto un centenar de personas, junto a miembros de la asociación, se concentraron en La Glorieta con una pancarta en la que bajo un abeto pintado de tres metros de alto indicaban 'Todos tenemos derecho a un techo'.

El motivo de manifestarse con la pancarta ante la puerta del Ayuntamiento se debe, según Caro, a que la asociación Abeto quiere ser la voz de los que no tienen voz y "llamar de nuevo a la puerta del corazón de los políticos para reivindicar un albergue municipal", porque, indicó, "sabemos que el murciano es generoso y tiene un gran corazón".

En este sentido, la presidenta de la Asociación Abeto subrayó que todas las personas que están ahora mismo en la calle y pasando necesidad "son víctimas inocentes de una sociedad consumista que no les reconoce sus derechos a una vida digna".

"Es una pena que cualquier ciudadano pase frío o muera por ello", pues, aseguró Caro minutos antes del tradicional reparto, en el que la organización se ha gastado unos 700 euros, "son muchas las víctimas a consecuencia del frío, de hecho el año pasado murió un joven amigo mío".

RECOMIENDAN A ZAPATERO VIVIR "EN SUS MISMAS CONDICIONES"

Un año más se acabaron las existencias y hubo algunas discusiones en el reparto entre los indigentes que acudieron a recibir el donativo, que aseguraban que ellos también tenían derecho a un techo y a una residencia y ofrecían al presidente José Luis Rodríguez Zapatero "vivir en sus mismas condiciones".

Y es que explicó Caro, "muchos quieren llevarse dos mantas o dos pastillas de turrón alegando que son para otra persona que no ha podido ir al reparto o porque temen que a ellos les falte".

Al hilo, la presidenta de la asociación Abeto recordó que disponer de un techo para vivir "es un derecho fundamental, y el pobre, al igual que el rico, tiene sus derechos".

"Con esta crisis cualquiera puede verse en esta circunstancia", resaltó la presidenta de Abeto, al tiempo que advirtió que "es momento de que la Administración de un paso al frente".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies