Ayuntamiento San Pedro trabaja en la protección y recuperación de la playa de la Llana y su sistema dunar

Actualizado 21/08/2009 14:14:45 CET

SAN PEDRO DEL PINATAR (MURCIA), 21 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de San Pedro del Pinatar ha iniciado un proyecto, denominado 'Estudios y ensayos de contención de la erosión en las playas de la Llana', destinado a la protección y recuperación de la playa de la Llana --que se encuentra dentro de un espacio natural protegido-- y su sistema dunar, según informó el Consistorio en un comunicado.

El objetivo de dicho proyecto, apoyado y financiado parcialmente por la Fundación Biodiversidad, organismo dependiente del Ministerio de Medio Ambiente, es el estudio de las dos primeras playas que configuran la zona conocida como La Llana (la playa de las Salinas y la playa de Barraca Quemada), así como de la playa de Torre Derribada.

Por un lado, se trata de determinar los factores que intervienen en la erosión que se está produciendo actualmente en las mismas, los movimientos de arena que responden a la dinámica costera y las zonas específicas en donde se acumula la arena que se pierde de la playa.

Por otra parte, la retirada masiva de arribazones realizada durante años con uso de maquinaria pesada "suponía el traslado a vertedero de entre el 20 y el 50 por ciento de su volumen en arenas de la playa, ya de por si escasa abundancia por el deficitario aporte de las corrientes".

No obstante, desde el Consistorio apuntaron a la existencia de otras causas más globales que afectan a la erosión de las playas, como es el cambio climático o la reducción de los aportes de ríos y ramblas por la pérdida del caudal sólido, que queda retenido en presas y embalses.

Actualmente, el Ayuntamiento realiza tareas de investigación para determinar las zonas de acumulación de las arenas, tanto en la playa de Torre Derribada como en las de La Llana, mediante estudio con sónar de barrido lateral.

Gracias a esta actuación se ha podido obtener una cartografía detallada de los fondos marinos de las zonas afectadas por la erosión, a la misma vez que se han extraído 63 muestras de sedimento, las cuales han sido caracterizadas a través de análisis granulométrico y representadas en la cartografía.

También se están llevando a cabo otras medidas desde la Concejalía de Medio Ambiente para respetar y proteger las playas afectadas, como la reducción del tráfico rodado pesado que compacta los sedimentos mediante la dotación de bicicletas a los servicios de socorrismo que gestiona Protección civil, y la colocación de contenedores y papeleras de playa en la salida de las mismas, para que los veraneantes puedan depositar los residuos que generan dentro de la playa.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies