Bartolomé Soler denuncia que le imputan comidas, viajes y gastos que no le pertenecen incluso cuando ya no era consejero

 

Bartolomé Soler denuncia que le imputan comidas, viajes y gastos que no le pertenecen incluso cuando ya no era consejero

Bartolomé en uno de sus viajes a Madrid como consejero delegado Limusa
MINISTERIO
Actualizado 16/03/2011 10:01:08 CET

El diputado regional sostiene su inocencia y asegura que el auto del TSJ está plagado de "errores"

MURCIA, 16 Mar. (EUROPA PRESS) -

El diputado Bartolomé Soler sostiene su inocencia en relación al caso Limusa, que investiga una presunta trama de corrupción en torno a esta empresa de limpieza del municipio lorquino, y asegura que el auto del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de Murcia, que lo mantiene imputado, está plagado de "errores".

De hecho, subraya, se le achacan comidas cuando se encontraba en otros municipios e incluso fuera de la Región o la asistencia a partidos de fútbol en Madrid o Barcelona cuando acudía o se encontraba a mitad de un acto oficial como consejero delegado de Limusa.

En concreto, en el Auto de febrero de 2011 del magistrado instructor, Enrique Quiñonero, se hace referencia al partido Real Madrid-Sevilla, celebrado el 22 de diciembre de 2004 así como unos gastos de 854,75 euros realizados dos días antes entre tres personas, entre ellas el diputado regional.

Pero, según explica el escrito de defensa del diputado Bartolomé Soler, al que ha tenido acceso Europa Press, el viaje de vuelta a Lorca se produjo un día antes del acto deportivo, no habiéndose producido gasto alguno el día 22. Así lo recoge también la Agencia Tributaria, donde sí aparece imputado como gasto una comida en La Roda el 21 de diciembre, de regreso al municipio lorquino.

Otro ejemplo de esa instrucción "precipitada y llena de errores" se suma una comida en el Restaurante 'Las Brisas' de Águilas por importe de 326,25 euros con ocho comensales sin que aparezca ningún nombre, sólo la expresión 'Atenciones Consejero Delegado', el 14 de agosto de 2005 que se le imputa a Bartolomé Soler cuando éste se encontraba ese día pagando con su tarjeta de crédito 556,65 euros por su estancia en 'La Casona del Pastor' en La Rioja, donde había pasado junto a su esposa y unos amigos una semana de vacaciones.

Así el actual diputado de la Asamblea Regional mantiene en su escrito de defensa, que presentó esta mañana en el Palacio de Justicia, que no existen pruebas de que hubiera participado en la malversación de cantidad alguna del presupuesto municipal ni del presupuesto societario de Limusa, por lo que justifica "todos y cada uno" de los viajes que efectuó como consejero delegado, así como las "escasísimas" comidas a las que asistió durante el desempeño de su cargo.

La instrucción de la causa se ha desarrollado, según se apunta en este escrito, "de forma precipitada, adoptando decisiones no ajustadas a derecho, violando los derechos fundamentales a un juez imparcial, a la presunción de inocencia y a un proceso con todas las garantías".

Además subraya que el magistrado decidió "de forma arbitraria", en contra de la opinión del propio Ministerio Fiscal, la imputación de unos y la desimputación de otros, a quienes se ha reservado como testigos para asegurar la condena de los sí imputados.

Según la defensa del diputado, tampoco consta que el consejero delegado de Limusa, Bartolomé Soler, fuera advertido en momento alguno sobre supuestas irregularidades en la gestión patrimonial de la sociedad.

Pero el fiscal instructor, Enrique Quiñonero, pide para Soler cinco años de cárcel por un delito de falsedad en documento oficial y mercantil; cuatro años de prisión y multa de 12 meses con una cuota diaria de 50 euros y cinco años de inhabilitación por un delito de falsedad en documento oficial, y nueve años de inhabilitación por prevaricación.

Tras lo que la defensa de Soler aclara que todas estas imputaciones se basan en un "interesado, errado e imperito" informe de la Agencia Tributaria, "cuyas mendicidades e inexactitudes surgen evidentes de su simple lectura, obrando la Fiscalía por aproximación y extrapolación, estableciendo, sin apoyo ni legal ni científico alguno, que eran innecesarios el 90 por ciento de los gastos cargados a Limusa".

Sobre el trabajador que destapó la trama de Limusa, el escrito de defensa apostilla que la única vez que se dirigió al diputado fue durante el mes de mayo de 2007, en fechas próximas a las elecciones municipales y que éste sólo le planteó la situación personal que venía atravesando dentro de la empresa de cara a su reincorporación, "sin hacer mención a supuestas irregularidades contables dentro de Limusa", a lo que Bartolomé Soler le contestó que lo que tenía que hacer era recuperarse de sus lesiones y que todo se acabaría resolviendo.

A este punto cabe recordar que las elecciones se celebraron a finales de mayo y Soler cesó como concejal al tomar posesión como diputado regional en la Asamblea y dejó de tener en la práctica funciones directas dentro de Limusa.

A pesar de ello a Soler, que fue concejal delegado de Limusa desde 2003 a 2007, aunque ocupó el cargo de teniente de alcalde del Ayuntamiento de Lorca entre 1995 y 2007, al tiempo que ejerció de portavoz del Grupo Municipal Socialista en el Consistorio lorquino entre 2003 y 2007, se le imputan numerosas comidas tanto de trabajo como personales antes y después de su época en la empresa municipal.

Soler, que fue además secretario de Organización del PSOE en Lorca y, hasta ahora, era diputado regional, Vocal de la Ejecutiva Regional del PSOE, vocal de la Ejecutiva Municipal de Lorca y miembro del Comité Regional del PSRM-PSOE, pidió en noviembre de 2010 la baja temporal en el PSRM y abandonó el Grupo Parlamentario Socialista en la Asamblea Regional tras mantener el TSJ su imputación en el caso Limusa.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies