COAG Murcia ve "positivo y necesario" el relevo en Medio Ambiente al agotarse con Espinosa toda las vías

Actualizado 20/10/2010 15:44:45 CET

MURCIA, 20 Oct. (EUROPA PRESS) -

La Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos COAG-Murcia ha afirmado este miércoles que es "absolutamente imprescindible" el relevo en el Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino (MARM), además de "positivo", ya que, ha manifestado, con Elena Espinosa "se habían agotado todas las vías para encontrar una salida eficaz a la crisis del sector agrario, que desde 2006 acumula una pérdida de renta por encima del 25 por ciento".

De forma que desde esta organización se ha dado la bienvenida a Rosa Aguilar, al tiempo que han señalado como principales retos la "inminente" reforma de la Política Agraria Común (PAC) "la elaboración de los nuevos criterios para los Planes de Desarrollo Regionales que se han de activar en 2013, y la reactivación del proceso de negociaciones sobre el Plan de Choque. comprometido por el presidente del Gobierno tras la reunión con el sector en Moncloa".

A nivel comunitario, COAG ha resaltado la necesidad de "apostar por una nueva PAC fuerte y sólida que reconozca el carácter estratégico del sector agrario como base de la alimentación de los 500 millones de ciudadanos europeos, y esté fundamentada en el modelo social y familiar de agricultura y la soberanía alimentaria".

Para ello, ha advertido, "será necesario recuperar los mecanismos de regulación de mercado, reforzar el control en frontera y apostar por la preferencia comunitaria para evitar la dependencia del exterior y abogar por un reparto más justo y social de las ayudas, priorizando los apoyos a los agricultores y ganaderos profesionales, a la actividad agraria y al empleo".

En clave estatal, también urge a "retomar las negociaciones con el sector para abordar cuestiones tan importantes como los desequilibrios de la cadena agroalimentaria, en la que se deben buscar las soluciones más adecuadas para que agricultores y ganaderos puedan negociar precios en condiciones de igualdad con el resto de los eslabones de la cadena y todos puedan participar del valor de los productos agrarios, manteniendo unos márgenes comerciales razonables y unos niveles de renta sostenibles".

Y es que, para la el sector agrario de la Región, que sólo recibe de la PAC un "escaso" 8 por ciento del total de nuestra PIB agrario, frente al 55 por ciento de media del conjunto de España, "es también relevante que en las definiciones de las políticas agrarias de futuro se tenga en cuenta esta circunstancias".

El objetivo, ha subrayado, es que en "el modelo agrario las regiones con mayor capacidad de producción, creación de empleo y generación de ingresos esencialmente por la vía de la comercialización, pese más en dichas políticas agrarias".