Comité de Resistencia insta a la ciudadanía a sumarse a los actos del próximo martes en defensa de la enseñanza pública

Imagen De Los Tres Miembros Del Comité De Resistencia
EUROPA PRESS
Actualizado 18/05/2012 17:44:40 CET

Un 73% del profesorado respalda la huelga, y más del 25% es favorable a una huelga de varios días antes de que finalice el curso escolar

MURCIA, 18 May. (EUROPA PRESS) -

Los sindicatos integrantes del Comité de Resistencia, CCOO, UGT y Sterm-Intersindical, han reclamado a toda la ciudadanía murciana que se adhiera a las movilizaciones organizadas el próximo martes, 22 de mayo, con motivo de la huelga general convocada a nivel nacional en defensa de la enseñanza pública y a la que están llamados a participar en la Región todos los trabajadores de la enseñanza no universitaria y en la Universidad Politécnica de Cartagena (UPCT).

Y es que la jornada no se centra sólo en la participación activa en la huelga y "va más allá de una jornada de protesta laboral", ya que contempla una serie de acciones paralelas destinadas a trasladar a la ciudadanía "las medidas que comprometen el futuro de la educación pública", porque "se trata de un conflicto que afecta a la totalidad de los integrantes de la sociedad".

Así lo han hecho saber en rueda de prensa los tres miembros del Comité de Resistencia, el secretario general de la Federación de Enseñanza de CCOO Región de Murcia, Pedro Manuel Vicente; el responsable de Acción Sindical de Sterm, Juan Ángel Sánchez; y el secretario general de FETE-UGT, Antonio Francisco Ferrández.

A parte de la participación activa en la huelga, Sánchez ha explicado que las protestas comenzarán a las 11.00 horas con concentraciones convocadas a la puerta de la Consejería de Educación en Murcia, a la puerta de la Asamblea Regional de Cartagena, en la Plaza de España de Lorca y en la plaza del Ayuntamiento de San Pedro del Pinatar.

Además, el Comité de Resistencia ha hecho un llamamiento a todos los centros y personas participantes para que acuerden concentrarse a las 11.00 horas en los puntos céntricos de los diferentes municipios de la Región.

Por la tarde, la Plataforma en defensa de la Escuela Pública ha convocado a las 19.00 horas una manifestación en Murcia que partirá de la plaza de la Fuensanta y llegará a la Delegación del Gobierno, con el fin de trasladar a la sociedad que todos los colectivos implicados en la Educación "partimos juntos en defensa de un modelo público de educación".

La Universidad de Murcia (UMU), que ya convocó su huelga general el pasado 16 de mayo, ha organizado un paro a partir de las 11.00 para sumarse, fundamentalmente, a la concentración a las puertas de la Consejería de Educación.

Sánchez ha remarcado que la huelga está convocada por todas las organizaciones sindicales de ámbito estatal, también ANPE, Csif y Sidi, que han anunciado que acudirán a la manifestación del 22 de mayo. Asimismo, han tendido la mano a que se unan a la Plataforma en Defensa de la Educación Pública como terreno "neutral" para retomar la unidad sindical con el fin de lograr la "eliminación total de recortes".

Sánchez ha explicado que el 22 de mayo no finalizan las protestas, sino que "hay otras convocatorias a partir de ese día". Para empezar, el 28 de mayo por la tarde se ha convocado una concentración a las 17.30 horas en las puertas de la Consejería de Educación por parte de la Plataforma en Defensa de la Escuela Pública.

OBJETIVO DE LAS PROTESTAS

La intención de estas movilizaciones de protesta es trasladar a la opinión pública, la "agresión sin precedentes" que está sufriendo la escuela pública desde mayo de 2010 y que "se ha reforzado o profundizado en los últimos seis meses", según Vicente.

Así, precisa que no es una "agresión" sólo a los trabajadores de la enseñanza, sino "al conjunto de la sociedad, porque afectará a las próximas generaciones, afecta directamente a los alumnos que ahora mismo están matriculados en los centros educativos y en las universidades públicas, y afecta a los padres y madres que deben de velar por la buena educación de sus hijos".

Por tanto, considera que las medidas "son una agresión al Estado del Bienestar en su conjunto, y es una agresión en particular a la escuela pública y a la sociedad, que hace uso de esa escuela pública".

Vicente ha recordado que el Comité de Resistencia ha hecho "numerosas acciones en los dos últimos años y en los últimos meses, pero llega un momento en el que tenemos que poner en marcha el instrumento último que nos queda que es la huelga, además de llevar paralelamente todas las acciones que podamos en los tribunales".

El Comité ya ha planteado sus reivindicaciones en el Defensor del Pueblo, pero ha anunciado que los servicios jurídicos están estudiando acciones en los tribunales contra el Real Decreto-Ley 14/2012, al entender que "vulnera e infringe preceptos constitucionales".

Por ejemplo, ha indicado que vulnera el artículo 86.1, porque "no hay justificación para las medidas adoptadas", al tiempo que vulnera el artículo 81 porque "una ley orgánica tan importante como la de Educación no se puede modificar con un Real Decreto-Ley". Asimismo, ha criticado que las medidas infringen "el artículo 27 que es el que recoge el derecho a la educación y a la autonomía universitaria".

MEDIDAS DE "RECORTE"

Algunas de las medidas que han conllevado esta convocatoria de huelga son "las reducciones de presupuesto en materia educativa, que van a superar el 30 por ciento, reducciones de plantillas que van a superar el 20 por ciento, y reducciones salariales que van a superar el 12 por ciento".

Vicente asevera que, del presupuesto de gastos de funcionamiento de los centros educativos que se debían haber hecho efectivos en 2011, falta por percibir un 40 por ciento que no se va a pagar porque los directores "se han olvidado ya de cobrarlo". Además, añade que el curso escolar concluirá a finales de mayo y "todavía no se ha cobrado más que el 10 por ciento de gastos de funcionamiento".

Recuerda que otras medidas aprobadas ya y validadas en el Congreso de los Diputados son la no sustitución de los profesores en los primeros 15 días de baja, así como "que se va a castigar a los que caigan enfermos con porcentajes de reducción salarial, y se han perdido derechos que se habían consolidado en los últimos 30 años".

Asimismo, ha recordado "los aumentos de ratio, los aumentos de jornada laboral, la pérdida de programas educativos para alumnos con necesidades específicas de apoyo o con necesidades de refuerzo, el aumento de las tasas universitarias, la reducción de las becas, y la supresión de líneas de transporte escolar".

Se trata de "una ruptura de la igualdad de oportunidades, que es un elemento clave del sistema educativo", porque a partir de ahora "quien tenga la cartera llena podrá acceder a una calidad educativa reconocida, y quienes no tengan esas posibilidades no podrán optar a esa misma educación de calidad", ha reprochado.

COMITÉS DE RESISTENCIA ESCOLARES

Ferrández ha explicado que estas acciones "forman parte de un movimiento iniciado hace meses por el Comité de Resistencia sindical", que los primeros días de mayo "ha tomado forma en la constitución de comités de resistencia de cada uno de los centros escolares de la Región de Murcia".

El Comité envió circulares a todos los centros educativos para que los trabajadores se constituyeran en comités por centros, y se adhirieron "de forma masiva". Estas unidades plantearon asambleas de trabajadores con la participación de los claustros y de representación de los padres y madres en algunos casos.

Por ejemplo, ha indicado que los comités de resistencia de cada uno de los centros han votado la huelga del 22 de mayo, y ha sido respaldada por un 73 por ciento del profesorado, y más del 25 por ciento de este colectivo se manifiesta favorable a la convocatoria de huelga de varios días antes de que finalice el actual curso escolar.