La confianza empresarial en la Región baja un 1,3% en el segundo trimestre, el cuarto mayor descenso por CCAA

Redes sociales, internet, dispositivo, ordenador portátil, trabajo, autónomo
EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 16/04/2018 9:15:13CET

MURCIA, 16 Abr. (EUROPA PRESS) -

La confianza empresarial en la Región de Murcia ha bajado un 1,3 por ciento en el segundo trimestre de 2018, el cuarto mayor descenso por comunidades, sólo inferior a los registrados por Canarias (-3,2 por ciento), Galicia (-3,1 por ciento) y Aragón (-1,7 por ciento), frente al aumento del 0,4 por ciento de la media nacional, según el Indicador de Confianza Empresarial Armonizado (ICEA), cuya publicación corresponde al Instituto Nacional de Estadística (INE).

El balance de expectativas (diferencia entre las opiniones de los empresarios optimistas y los pesimistas) se situó en 11,3 puntos, con un 62,1 por ciento de opiniones normales, el 24,6 por ciento favorables y el 13,3 por ciento desfavorables.

Mientras, el balance de situación (diferencia entre respuestas favorables y desfavorables respecto al trimestre finalizado) se situó en 1,6 puntos en la Región, con un 62,8 por ciento de opiniones normales, el 19,4 por ciento favorables y el 17,8 por ciento desfavorables.

DATOS NACIONALES

A nivel nacional, el Indicador de Confianza Empresarial Armonizado (ICEA), cuya publicación corresponde al Instituto Nacional de Estadística (INE), subió un 0,4% en el segundo trimestre de este año respecto al trimestre anterior, tras dos trimestres consecutivos de retrocesos.

El repunte de la confianza en el segundo trimestre se debe a la mejora del indicador de expectativas respecto al trimestre anterior.

En concreto, el balance de expectativas (diferencia entre las opiniones de los empresarios optimistas y los pesimistas) se situó en +10,7 puntos, por debajo de los +1,9 puntos del trimestre anterior.

Esto se debe a que el porcentaje de establecimientos empresariales que piensan que la marcha de su negocio será favorable entre abril y junio de este año se ha situado en el 23,5%, cifra superior a la del trimestre anterior (19,6%).

Al mismo tiempo, el porcentaje de empresarios que opinan que su negocio marchará de manera normal ha subido desde el 62,7% al 63,7%, mientras que los empresarios que se muestran pesimistas sobre la evolución de su negocio han descendido desde el 17,7% del trimestre anterior al 12,8%.