Expertos recomiendan tomar medidas para protección de las dunas, en especial las del Parque de las Salinas en San Pedro

 

Expertos recomiendan tomar medidas para protección de las dunas, en especial las del Parque de las Salinas en San Pedro

Contador
Dunas
EUROPA PRESS
Publicado 09/07/2017 9:00:07CET

MURCIA, 9 Jul. (EUROPA PRESS) -

El intenso proceso de urbanización que ha sufrido La Manga del Mar Menor ha hecho desaparecer gran parte de las dunas, propias del litoral y su ausencia ha tenido como consecuencia el aumento de la erosión costera de las playas de esta zona.

Así se desprende de una tesis de la Universidad de Murcia de Daniel Ibarra, presentada en noviembre de 2016 y consultada por Europa Press y que añade que en términos generales las playas más afectadas por la erosión costera en La Manga coinciden con las situadas próximas a los puertos, áreas en la que se producen discontinuidades en el transporte de sedimentos por parte de la deriva litoral como suceden en las playas de la Llana en San Pedro del Pinatar.

Por lo que recomienda "tomar medidas para la protección de las dunas, en especial las situadas en el Parque de las Salinas de San Pedro, debido al valor ecológico que presentan y a su papel como moduladoras de la erosión de las playas con las que conectan".

Según este trabajo, las dunas jugaron un papel importante acumulando el material sedimentario por medio de la acción eólica, manteniendo el equilibrio dinámico de La Manga.

Destaca que el espacio era virgen hasta la década de 1960 en la que La Manga se descubrió como un destino turístico y sufrió un acelerado proceso de urbanización, que supuso la destrucción de la mayor parte de los sistemas dunares y la consecuente transformación de las playas originales.

Concretamente, señala que las variaciones temporales de las áreas de playas revelan una erosión costera generalizada desde 1956 debido al progresivo aumento de la superficie urbanizada a partir de la década de 1970, en la que se construyeron más de 4.000 viviendas.

Así como pérdidas de 40 metros de anchura de playa en algunos sectores de la Ensenada del Esparto y playa Galua y de hasta 50 metros al sur de la gola de Marchamalo en el tramo de la playa del Barco Perdido, playa de las Amoladeras y playa de Levante.

Como resultados de la investigación, se sostiene que en la actualidad el núcleo urbano de La Manga concentra una población de 3.000 habitantes que se multiplican en el periodo estival hasta superar los 200.000 y cuya evolución urbana ha sido "imparable" desde la década de 1970.

De hecho, las zonas urbanas del cordón en el año 1956 se limitaban a algún edificio aislado, como el de las Encañizadas, que ocupaban una superficie de poco más de 1,8 hectáreas. En el periodo comprendido entes este año y 1981, La Manga fue rápidamente desnaturalizada, alcanzando las 300 hectáreas.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies