Guardia Civil recupera una decena de corderos sustraídos en la provincia de Almería

Corderos sustraídos
GUARDIA CIVIL
Publicado 07/03/2018 14:40:37CET

Dos personas han sido investigadas como presuntas autoras de delito de hurto

MURCIA, 7 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Guardia Civil de la Región de Murcia, en el marco del 'Plan contra las sustracciones en explotaciones agrícolas y ganaderas', ha desarrollado la operación 'CACHUCHA', una investigación dirigida al esclarecimiento del hurto de nueve cabezas de ganado ovino que se ha saldado con la recuperación de la totalidad de los animales y la instrucción de diligencias como investigadas a dos personas, por la presunta autoría de delito de hurto.

Las actuaciones, enmarcadas en el 'Plan contra las sustracciones en explotaciones agrícolas y ganaderas', se iniciaron cuando la Guardia Civil recibió la denuncia de un ganadero de Puerto Lumbreras en la que comunicaba la sustracción varios corderos de una finca de su propiedad.

Según informan fuentes de la Benemérita, agentes del Equipo ROCA (contra robos en el campo) iniciaron entonces la investigación para esclarecer los hechos, localizar a los animales sustraídos e identificar a los autores.

La Benemérita obtuvo la información relativa al tipo de ganado robado -corderos de corta edad- que condujo a los investigadores hasta un corral de ganado, sito en el municipio de Puerto Lumbreras, donde existían sospechas de la estabulación irregular de ovinos.

Los agentes identificaron a la persona que lo regentaba -con antecedentes por delitos de la naturaleza- que no pudo acreditar su legal tenencia, aunque estos animales no fueron reconocidos por el denunciante.

La Guardia Civil continuó la investigación con el objetivo de localizar al legal propietario de los corderos, lo que condujo a los guardias civiles hasta la provincia de Almería donde, apoyados por unidades territoriales de esa Comandancia, constataron que existía una denuncia por la sustracción de este tipo de ganado.

En este caso, el propietario reconoció a los animales que, supuestamente, habían sido trasladados desde la finca ganadera sita en la localidad almeriense de Vélez-Rubio hasta el corral de ganado ubicado en El Esparragal-Puerto Lumbreras.

Fruto de los indicios obtenidos la Guardia Civil ha identificado a dos personas, una de ellas, la que regentaba el corral de ganado en Puerto Lumbreras, a las que les han sido instruidas diligencias como presuntas autoras de delito de hurto.

Los nueve corderos han sido recuperados y devueltos a su legítimo propietario.

Las diligencias instruidas y los animales recuperados han sido puestos a disposición del Decanato de los Juzgados de Vélez-Rubio (Almería).