Los murcianos pagan este año menos impuestos que en 2013

 Martínez-Oliva, En El Consejo Social De La Ciudad
AYUNTAMIENTO MURCIA
Publicado 12/07/2018 12:28:28CET

MURCIA, 12 Jul. (EUROPA PRESS) -

Los murcianos pagan este año menos impuestos que en 2013 y los proveedores cobran en un plazo de 20 días, según ha avanzado el concejal de Hacienda, Contratación y Movilidad Urbana, Eduardo Martínez-Oliva, en su intervención en el Consejo Social de la Ciudad, celebrado dentro del programa de la III Jornada de Participación, exponiendo el modelo productivo de la Estrategia de Ciudad 'Murcia 2020'.

Este modelo productivo circula en torno a tres ejes fundamentales: la creación de empleo, promoción económica y fomento del espíritu emprendedor; el impulso del turismo y la reducción de impuestos.

Según el edil, "una de las políticas con mayor trascendencia y que más están beneficiando a los ciudadanos es la importante reducción de impuestos que venimos realizando desde los últimos años".

Así, ha recordado que este año "se han congelado todos los impuestos, tasas y precios públicos lo que, unido a la política de reducción de tipos impositivos en ejercicios anteriores, hace que podamos decir que en el año 2018 los murcianos pagarán menos impuestos que en el año 2013".

Las principales modificaciones introducidas en estos últimos años han sido la ampliación del nivel de renta para que más personas se puedan acoger a la cuota cero de la tasa de basura, la eliminación de la tasa por la tramitación de expedientes administrativos de cambio de titularidad en la licencia municipal de actividades o la reducción del 50% de la tasa cuando uno de los miembros de una pareja se case en el Ayuntamiento o se inscriba en el registro de uniones civiles.

Así como la derogación de la tasa por servicios sanitarios, la eliminación del pago de la tasa por instalación en la vía pública de barras de bares en las fiestas de pedanías, y la bonificación del IBI a los propietarios de solares urbanos que mantengan sus cultivos, al menos tres años.

Igualmente, se aplica una reducción del 20% del precio de las escuelas infantiles, que beneficiará a 600 familias, se realiza una bonificación del 50% del precio público de las piscinas de verano para desempleados, mientras que los menores estarán exentos del pago cuando uno de sus progenitores esté en paro, se suprimen los copagos en servicios sociales (ayuda a domicilio, teleasistencia y respiro familiar y se rebajan las tasas para la mayor parte de los vados de pedanías.

El concejal ha destacado también que "el periodo medio de pago del Ayuntamiento a lo largo del último año ha quedado establecido en torno a los 20 días, estando así muy lejos de la media de los ayuntamientos españoles que están en torno a los 70 días".

A su juicio, "estamos impulsando diferentes iniciativas todas ellas, con el único objetivo de promover la inserción en el mercado de trabajo de los murcianos".

Otro de los hitos dentro del modelo productivo es el Plan Operativo de Desarrollo Turístico del Municipio de Murcia 2017-2020, "una herramienta para avanzar en un modelo de turismo inteligente donde participan todos los agentes involucrados en el sector turístico y donde se busca un turismo sostenible, innovador y basado en las nuevas tecnologías como factor de valor añadido".

Las acciones concretas para fomentar el turismo en Murcia pasan por la recuperación del patrimonio medieval de Murcia, con proyectos como la ampliación del centro de interpretación de la Muralla de Santa Eulalia o el itinerario de la muralla musulmana; la puesta en valor de la huerta y el entorno del río Segura 'Murcia Río'; la consolidación del turismo de negocios y dinamización del turismo de compras; y la apertura de un nuevo espacio, destinado a favorecer y promover el emprendimiento en el sector del comercio de proximidad en Plaza Circular Área Comercial Emprendedora.

Martínez-Oliva ha recordado que "el año 2017 cerró con cifras de 456.871 viajeros recibidos y 752.262 pernoctaciones registradas, superando la cifra de 2016 en ambos casos, y situándose como los valores más altos registrados desde que se elabora esta estadística".

En el caso de los viajeros recibidos, aumentaron un 7,2% con respecto al año anterior, mientras que las pernoctaciones se situaron un 9,50% por encima.