Las obras de remodelación de los accesos a la vía de alta capacidad Lorca-Águilas inician su recta final

Las obras de remodelación de los accesos a la vía de alta capacidad Lorca-Águila
AYUNTAMIENTO DE ÁGUILAS
Actualizado 29/11/2010 13:54:33 CET

Se trata de la segunda fase de un proyecto que abarca un total de 18 kilómetros, en el que el Gobierno regional invierte 3,7 millones

MURCIA, 29 Nov. (EUROPA PRESS) -

El director general de Carreteras, José Guijarro, acompañado del alcalde de Águilas, Juan Ramírez, indicó hoy durante la visita a las obras de remodelación de la vía de alta capacidad Lorca-Águilas (RM-11) que el proyecto de ordenación integral de los accesos que lleva a cabo el Gobierno regional se encuentran en su recta final.

"Esta actuación, que dotará a la RM-11 de las características propias de autovía, procurará un aumento de la seguridad vial y la comodidad para tres millones de conductores al año, a través de la supresión de un total de 44 accesos directos. De esta forma, la Consejería de Obras Públicas y Ordenación del Territorio realiza una inversión de 3,7 millones de euros en un proyecto diseñado para adecuar la carretera a las necesidades actuales del tráfico", explicó el responsable autonómico.

En la actualidad, se lleva a cabo la adecuación de la vía desde el kilómetro 24 hasta la población de Águilas, donde se construyen 11 nuevas vías de servicio, dotadas de entradas y salidas específicas y los correspondientes carriles de cambio de velocidad. También se trabaja en la construcción de seis carriles de incorporación y tres rotondas iluminadas que, según indicó el director general, "facilitarán la accesibilidad con las fincas colindantes y contribuirán a eliminar el riesgo de sufrir accidentes".

MEDIDAS DE SEGURIDAD

El proyecto contempla la instalación de distintos elementos de seguridad y de aumento de la visibilidad tales como barreras, bandas laterales sonoras, un completo sistema de señalización y balizamiento, así como captafaros o hitos de arista, según han informado fuentes del Ejecutivo regional.

También se procede a la construcción de siete apartaderos de emergencia, cinco en sentido Águilas-Lorca y dos en sentido contrario, que se suman a los cuatro realizados durante la primera fase llevada a cabo entre los kilómetros 14 y 22.

"El principal propósito de este proyecto es el de proporcionar las mayores condiciones de seguridad vial por lo que, no sólo resulta importante la construcción de nuevos viales y grandes infraestructuras, sino que es igualmente esencial la colocación de todos aquellos elementos de señalización y balizamiento que contribuyen a ofrecer a los conductores unas adecuadas condiciones de circulación en una zona que ha experimentado un gran desarrollo agrícola y turístico en los últimos años", concluyó José Guijarro.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies