Policía Nacional detiene a 6 personas por manipular fraudulentamente máquinas de juego en locales recreativos

Imagen de la manipulación de una ruleta
POLICÍA NACIONAL
Publicado 15/12/2016 14:00:00CET

Actuaban sobre ruletas electrónicas y máquinas dispensadoras de cambio mediante el empleo de dispositivos electrónicos o mecánicos

MURCIA, 15 Dic. (EUROPA PRESS) -

Agentes de la Policía Nacional han detenido a seis personas, todas de nacionalidad española y con edades comprendidas entre los 20 y los 39 años de edad, como presuntos autores de diversos delitos de estafa y daños acusados de manipular fraudulentamente máquinas de juego en locales recreativos, según informaron fuentes del citado Cuerpo en un comunicado.

La Comisaría de Distrito de San Andrés inició el pasado día 22 de noviembre esta investigación sobre diversas denuncias presentadas por los distintos responsables de locales de apuestas y juego en las que manifestaban que sus máquinas recreativas o de entretenimiento habían sido manipuladas provocándoles cuantiosas pérdidas económicas.

En algunos casos, la inspección de las mismas permitió a la POlicía Nacional determinar que habían sido alteradas mediante el empleo de dispositivos electrónicos o medios mecánicos.

Tres de los arrestados utilizaban este tipo de dispositivos sobre ruletas electrónicas y máquinas dispensadoras de cambio para hacerse con el efectivo que contenían. En una de sus actuaciones criminales sobre un local de bingo de la ciudad de Murcia consiguieron obtener 15.000 euros de una sola ruleta, según las mismas fuentes.

Otros dos de los detenidos obtuvieron de esta forma fraudulenta 1.000 euros de un establecimiento recreativo del centro de la capital y 4.000 euros en una ruleta ubicada en un local del polígono de la Serreta en Molina de Segura, sobre la que además provocaron cuantiosos daños.

El último de los detenidos, mediante el uso de un dispositivo electrónico, manipuló ilegalmente una máquina de cambio de un bar obteniendo más de 500 euros, según la Policía Nacional.

Los miembros del Grupo de Policía Judicial analizaron cada uno de los 'modus operandi' empleados para forzar las máquinas o manipularlas; analizaron numerosas videograbaciones de las cámaras de seguridad privada de los distintos locales; y tomaron diversas declaraciones. Todo ello permitió la plena identificación de cada uno de los autores en cada hecho criminal y su localización para su arresto.

Esta investigación ha sido desarrollada por agentes de la Comisaría de Distrito de San Andrés perteneciente a la Jefatura Superior de Policía de Murcia.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies