El PSOE-RM presenta un proyecto de ley para facilitar la muerte "digna y en paz"

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico
Contador

"No se trata de regular la eutanasia"

El PSOE-RM presenta un proyecto de ley para facilitar la muerte "digna y en paz"

González Tovar y Martínez Baños, durante la rueda de prensa
EUROPA PRESS
Publicado 22/11/2016 14:28:32CET

La propuesta recoge que los mayores de 12 años tendrían derecho a que se escuche su opinión y, a partir de los 16 años, a decidir sobre su vida

MURCIA, 22 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Grupo Parlamentario Socialista ha registrado en la Asamblea Regional un proyecto de ley para regular los mecanismos que faciliten y visibilicen el derecho a la muerte "digna y en paz" de aquellas personas que padecen una enfermedad terminal y que no quieren que se le siga alargando su agonía de forma artificial.

La iniciativa, en la que el PSOE lleva trabajando más de un año, regula derechos específicos de las personas que están en una situación terminal, según han hecho saber en rueda de prensa el secretario general del PSOE-RM y portavoz del Grupo Parlamentario Socialista, Rafael González Tovar, y el diputado regional Alfonso Martínez Baños.

Por ejemplo, esta ley regularía el derecho a decidir una muerte digna de los mayores de 16 años; así como el derecho a la retirada de medicamentos o aparatos que mantienen la vida de forma artificial; el derecho a recibir cuidados paliativos "de calidad"; o el derecho de los pacientes terminales a la "intimidad", contando con una habitación individual y no compartida en los centros hospitalarios.

Entre los puntos que han generado una mayor "discusión" en el seno del PSOE se encuentra, precisamente, el derecho de los menores de edad. Finalmente, la propuesta socialista recoge que cualquier persona mayor de 12 años "tiene derecho a que se escuche su opinión" y, a partir de los 16 años, tendría derecho a tomar la decisión sobre su vida. Todo ello, a no ser que el menor de edad "esté incapacitado por algún método", según Martínez Baños.

Además, la ley regularía derechos como la información asistencial, la toma de decisiones y el consentimiento informado, que implica que todas las personas que están en una fase terminal tienen derecho a tomar las decisiones que les afectan, desde la medicación que se les suministra hasta cualquier mecanismo que le mantenga con vida de forma artificial.

De la misma forma, regularía el derecho al rechazo y a la retirada de intervenciones; el derecho a un trato digno; o el derecho de las personas en situación de incapacidad para tomar decisiones. Además, el proyecto de ley también recoge el derecho a recibir cuidados paliativos "de calidad", tanto en los centros hospitalarios como en el domicilio si el paciente así lo desea y hasta que muera.

Por otra parte, el PSOE ha incluido el derecho a realizar la declaración de instrucciones previas, aunque se verá obligado a suprimirlo porque los letrados de la Asamblea han recomendado regular su uso por medio de un reglamento específico, ya que no se puede hacer en el texto de la propia ley.

Martínez Baños ha reconocido que este registro de instrucciones previas es algo que ya existe en la Región pero que "no se utiliza apenas". El objetivo, añade, es regularlo "con más precisión" y que la gente sepa que "existe" para que se use "con más frecuencia" y, si llega un momento en el que el paciente está incapacitado para tomar decisiones, haya dejado testimonio de su voluntad.

La ley también recoge el derecho a atenuar el sufrimiento y el dolor, así como el derecho a la intimidad y a la confidencialidad, planteando que los pacientes en situación terminal que estén ingresados tengan una habitación individual y no compartida.

La ley también contemplaría modificar el reglamento de los propios hospitales, para que los pacientes terminales puedan estar ingresados con la ropa que deseen, y con el pijama preceptivo. Asimismo, recoge el derecho a que el paciente no tenga limitaciones en cuanto a las personas que pueden acompañarlos.

"UN DERECHO INDISCUTIBLE"

González Tovar ha recordado que, para los socialistas, el derecho a "morir dignamente" es "incuestionable", y ha puntualizado que el proyecto de ley es "abierto" y está ahora mismo "recibiendo aportaciones de colectivos y organizaciones que han visto que es un debate importante e interesante que había que hacer en esta Región".

"Estamos defendiendo las necesidades de las personas y de las instituciones en el momento de esa etapa final de la vida, reconociendo la naturalidad de la muerte y procurando la paz al final de la vida", ha señalado el secretario general del PSOE-RM. Se trata, ha añadido, de "desarrollar los mecanismos y cómo se ponen esos derechos en funcionamiento".

Ha reconocido que este asunto está ya regulado a través de la Ley 41/2002 de 14 de noviembre, básica reguladora de la autonomía del paciente, que ya recoge el derecho respecto a la voluntad del paciente y su intimidad; el derecho al consentimiento previo del paciente, y el derecho a decidir libremente entre todas las opciones clínicas disponibles, entre otros.

En cambio, el proyecto de ley que propone el PSOE en la Región es regular los mecanismos por los que se pueden defender ese derecho al igual que han hecho en otras comunidades como País Vasco, Baleares, Galicia, Aragón, Canarias o Andalucía.

Al mismo tiempo, ese proyecto de ley pretende dar a conocer que ese derecho existe. Por ejemplo, el registro de instrucciones previas "está ahí pero se usa muy poquito, por desconocimiento" y "podría utilizarse muchísimo más".

El PSOE-RM pretende abrir un debate que consiste en que el propio Servicio Murciano de Salud (SMS), que tiene que poner "mucho de su parte" para que sea posible el ejercicio de estos derechos, así como la propia formación de los profesionales para conducir el proceso hacia la muerte digna, porque "están más preparados para la defensa de la vida y mantenerle con vida hasta el último momento".

"NO SE TRATA DE REGULAR LA EUTANASIA"

El PSOE ha tenido varios borradores sobre la mesa y, hasta ahora, no se había atrevido a presentarla, porque "es algo muy complejo". Y es que la muerte es un tema "tabú". Sin embargo, el pasado 16 de septiembre, el Grupo Socialista se decidió a presentarla, siendo consciente de que no iba a ser el texto definitivo y que iba a experimentar "cambios sustanciales".

El PSOE quería "abrir un debate en la sociedad", y la presentación del proyecto de ley es una "puesta en escena" para que los diferentes colectivos se pusieran en contacto y expresaran su opinión. "Tengo que decir que la mayor parte de los colectivos nos han agradecido que tomemos esta iniciativa, aunque también han habido protestas", según Martínez Baños.

Por ejemplo, reconoce que el PSOE ha recogido escritos de particulares criticando que lo que se pretende es "regular la eutanasia". En cambio, Martínez Baños aclara que no se tarta de regular la eutanasia "activa ni pasiva", sino la "muerte digna".

De hecho, el PSOE ha recibido sugerencias que "pueden mejorar sustancialmente el texto de la ley", según Martínez Baños, quien ha señalado que el Grupo Socialista va a introducir algunas de estas propuestas como enmiendas, cuyo plazo de presentación concluye a finales del presente mes.

El diputado socialista ha destacado que otros países como Holanda o Bélgica "tienen una concepción y una cultura mucho más avanzada sobre este tema", ya que la sociedad murciana y española "todavía no está lo suficiente madura y hay que empezar poco a poco".

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies