Valcárcel considera que al Gobierno catalán le interesa que "el resto de España odie a los catalanes"

Ramón Luis Valcárcel
EUROPA PRESS
Actualizado 17/12/2013 22:41:13 CET

MURCIA, 13 Dic. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Gobierno regional, Ramón Luis Valcárcel, ha reconocido que el referéndum soberanista pactado por CiU, ERC, ICV-EUiA y CUP le entristece porque "va a haber una confrontación innecesaria e irresponsable", y cree que "lo que más le interesa al Gobierno catalán en este momento es que e resto de España odie a los catalanes".

En una entrevista concedida a la Cadena SER, al ser preguntado por la consulta soberanista, el presidente murciano considera que los españoles no deben entrar "en ese juego de confrontación".

Por el contrario, afirma que el odio de los catalanes al resto de España "ya está servido por la manipulación propia de un Goebbels en los colegios, las televisiones y los medios controlados y dominados por la Generalitat catalana, donde ya trasladan doctrina a los niños y no niños".

"Ese odio ya está servido, lo pero es que van a intentar por todos los medios que seamos el resto de españoles los que odiamos a esos españoles que viven en Cataluña", ha remarcado Valcárcel, quien cree que "esto es lo que hay que evitar".

El presidente murciano ha reconocido que el referéndum le "preocupa sobremanera" y, además, "le entristece enormemente por muchas razones". En primer lugar, ha señalado que el referéndum le entristece porque desde el Gobierno catalán "se sigue mintiendo con mayor nivel y acento que antes". Se trata, ha advertido, de "la consolidación de la mentira".

A su juicio, decir que se va hacer un referéndum que les llevará a la independencia "son dos grandes mentiras", en primer lugar "porque no habrá referéndum y, como consecuencia de ello, no habrá independencia". Por tanto, cree que "se consolida la mentira y unas expectativas falsas ante los ciudadanos, de mayor fe y voluntad de que esto va a prosperar".

En segundo lugar, ha dicho que le "indigna" y le "preocupa" que "se tome esa variante, en donde además, la consulta se plantea de aquí a noviembre del año que viene". A su juicio, esto supone "una espita abierta, una confrontación permanente y una Cataluña paralizada". Así, cree que "el que peor parado saldrá de todo esto, será el pueblo catalán".

Además, ha dicho sentir "tristeza" porque, al final, "la confrontación está servida, se alimentará el victimismo y, con él, el odio hacia el resto de España". Mientras, los españoles "verán con antipatía la actitud de unos pocos, y ahí no nos faltará razón". Advierte que "la antipatía se podrá incluso ampliar a un pueblo como el catalán, que no tiene porqué ser el responsable, que no lo es, de quienes toman decisiones desde la política".

A su juicio, el papel que debe adoptar el Gobierno de España es, en primer lugar, manifestarse "con la firmeza con la que ayer se manifestó el presidente Mariano Rajoy". En segundo lugar, ha elogiado "la actitud responsable del PSOE", y por último, cree que debe darse "la serenidad por parte de los españoles para no entrar en ese juego de confrontación".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies