Un agente dice que había similitudes entre las masas explosivas de la bolsa de Atocha y los restos de Leganés

Actualizado 19/03/2007 14:39:19 CET

MADRID 19 (EUROPA PRESS)

Un miembro de los TEDAX perteneciente a la Jefatura Provincial de Madrid afirmó hoy, durante su declaración ante el tribunal del 11-M, que comprobó, al participar en la recogida de vestigios y restos de la explosión del 3 de abril del 2004 en Leganés -cuando siete terroristas islamistas se suicidaron en el inmueble de la calle Martín Gaite que existían "similitudes" en lo concerniente a la "masa explosiva" con los recogidos en la explosión de la Estación de Atocha y presentes en la mochila de Vallecas.

También aseguró que los restos del armamento y el equipo del GEO que murió a causa de esa explosión se hallaron en el pasillo del portal y no en el interior del piso. También afirmó que se localizó el material oficial del agente.

El subinspector de los TEDAX compareció hoy como testigo al haber participado en las labores de recogida de los vestigios de la explosión en la Estación de Atocha --de la que fue coordinador de operaciones--. Estuvo presente también en Leganés realizando idénticas labores y en la desactivación de Vallecas. De hecho, especificó que en todos los casos los restos se etiquetaron y clasificaron correctamente y de acuerdo a cada foco de explosión ya que eran susceptibles de ser pruebas para esclarecer las causas y agentes de la masacre.

El miembro de los TEDAX relató, en cuando a la desactivación de la "mochila de Vallecas" que el equipo de guardia al que pertenecía recibió el aviso de la presencia una posible mochila "susceptible de ser portadora de un artefacto explosivo" a las 1.30 horas, y que tras un análisis inicial positivo, se optó por montar un dispositivo de traslado al parque Azorín.

El testigo aclaró que una vez se trasladó el artefacto desde la comisaría del distrito madrileño de Vallecas hacia el parque colindante de Madrid, se procedió a realizar una radiografía que según el agente, debido "a todo el ajetreo del momento" el grupo determinó que no "aportaba información útil" para acometer su desactivación.

Posteriormente y con un análisis más pausado, el tedax explicó que en la imagen sí se podía apreciar información que indicaba fallos en el mecanismo. De hecho, a preguntas de la acusación particular detalló que se observaba en dicha radiografía "rabizas sueltas", lo cual supone una "posibilidad" que explicara por qué no detonó.

También detalló que el Inspector Jefe, quien estaba presente, indicó que se procediera a la desactivación mediante la unidad robotizada a distancia. Sin embargo, al comprobar que mediante este sistema "no había resultados", el Operador número 1 determinó "meter mano a la bolsa".

Corroboró también el testimonio del resto del equipo que se personó en el distrito madrileño, y que afirmaron que los funcionarios de la comisaría de Vallecas les comunicaron que la mochila procedía de la estación de El Pozo. Además, explicó que sus dos compañeros le comunicaron que el teléfono móvil empleado como iniciador "estaba apagado", si bien el testigo aclaró que a pesar de no estar encendido comprobaron después que "funcionaba bien".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies