Portabella plantea repartir un difusor que reduce en un 50% el consumo de agua en todos los hogares de la ciudad

Actualizado 10/05/2007 16:19:36 CET

BARCELONA, 10 May. (EUROPA PRESS) -

El candidato de ERC a la Alcaldía de Barcelona, Jordi Portabella, propuso hoy repartir un difusor que permite reducir el consumo de agua en un 50% a los 600.000 hogares de la ciudad. Se trata de un pequeño aparato que se instala en los grifos y que, fragmentando las gotas, permite un mayor rendimiento del agua.

Tras explicar que el 40% del agua consumida en los hogares de Barcelona es agua caliente, Portabella insistió en que el difusor también servirá para "disminuir el gasto energético" en general, ya que el calentamiento del agua también requiere un consumo energético adicional. Concretamente, aseguró que el agua caliente supone un consumo energético cuatro veces superior al del agua fría.

Preguntado por el coste de distribuir los difusores por todas las casas, Portabella argumentó que debería "negociarse" con la empresa fabricante una reducción de precio por el hecho de adquirir tantas unidades, por lo que no quiso concretar aún la inversión que requeriría esta medida, aunque sí especificó que el precio aproximado de cada difusor son seis euros.

Otra de las propuestas de ERC es construir diez "microcentrales eléctricas" junto a depósitos de agua para aprovechar la energía hidráulica.

Seis de estas "microcentrales" se instalarían al lado de los depósitos ya existentes en la ciudad, que tienen una capacidad de 500.000 metros cúbicos. Las cuatro restantes se construirían al lado de cuatro depósitos actualmente en construcción y que podrán almacenar 800.000 metros cúbicos de agua.

Para mejorar el "aprovechamiento" del agua de la lluvia, el candidato republicano también propuso instalar en los pisos que se construyan a partir de ahora un sistema de captación de aguas pluviales, que podría ser reutilizada tras su depuración.

Con el mismo objetivo, Portabella planteó instalar en las nuevas zonas residenciales de Sant Andreu y en el nuevo barrio de La Marina-El Prat Vermell una nueva canalización, que permita separar las aguas pluviales de las fecales. La depuración de las pluviales es más fácil y, de no mezclarse con el resto, argumentó Portabella, se podrían reutilizar más rápido y en mayor medida.

Además de fomentar estas medidas en el ámbito doméstico, Portabella se mostró partidario de extenderlas a los servicios, el comercio y la industria, para "reducir el consumo de agua" y hacer más "eficiente" su aprovechamiento en todos los sectores.

Al final de su presentación de propuestas de sostenibilidad ambiental, que tuvo lugar ante la Torre Agbar, Portabella dijo estar muy "ilusionado", horas antes del inicio de la campaña electoral, y se mostró convencido que ERC obtendrá unos "buenos resultados".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies