El 63% de la plantilla del Ministerio Fiscal son mujeres pero con mayoría de hombres en cuadros directivos

El fiscal general del Estado, Julián Sánchez Melgar, en el Congreso
EUROPA PRESS
Publicado 08/03/2018 11:26:20CET

Sánchez Melgar traslada su compromiso en la defensa de los derechos de las mujeres y protección de las víctimas de violencia de género

MADRID, 8 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Ministerio Fiscal ha informado este jueves que en los cuadros directivos de la institución hay más presencia de varones: de los 2.473 fiscales que integran la plantilla de la institución, el 63 por ciento son mujeres. En este sentido, ha abogado por la consolidación de un escenario en el que la paridad "quede adecuadamente reflejada".

En un comunicado enviado este jueves 8 de marzo, coincidiendo con el Día Internacional de la Mujer, el Ministerio Fiscal ha informado de que el porcentaje de mujeres en la Fiscalía General del Estado, en los órganos centrales, en las fiscalías especializadas y las de los órganos constitucionales es del 41 por ciento.

Por otro lado, en los órganos territoriales, el porcentaje de mujeres se mueve dentro de un amplio abanico cuyos límites están en el 46 por ciento en La Rioja y el 78 por ciento en Madrid. En el caso de la Rioja, los hombres que trabajan en la institución representan el 54 por ciento de la plantilla, mientras que en comunidades autónomas como País Vasco, Navarra, Cataluña y Madrid el número de mujeres supera el 70 por ciento.

En lo que se refiere a la pirámide de edad y sexo, la presencia del hombre en el Ministerio Fiscal es mayoritaria entre los 61 y 65 años y los 66 y 70, mientras que la de la mujer es mayoritaria en los rangos más bajos de edad: en el grupo de entre 20 y 30 años son mujeres un 80 por ciento; en el de 31 a 40 años lo son el 74 por ciento; y en el de 41 a 50 lo son el 70 por ciento.

MAYORÍA DE HOMBRES EN CUADROS DIRECTIVOS

Respecto a los cuadros directivos de la organización, los hombres son mayoría con un 60% frente a un 40 de mujeres, a pesar de que en el caso de las fiscalías de área las jefaturas son ostentadas por mujeres en el 60 por ciento de los casos.

En el caso de los fiscales de Sala --grupo cuantitativamente muy que se sitúa en la cabeza de la pirámide directiva-- la presencia de varones es claramente mayoritaria en una relación por encima de dos a uno. Según el Ministerio Fiscal, esto está relacionado con la presencia mayoritaria de hombres en los rangos de edad más altos.

En las fiscalías superiores, provinciales y de área, las jefaturas son desempeñadas por mujeres en un 42 por ciento aproximadamente; las fiscalías de comunidad autónoma son ostentadas por varones en el 75 por ciento de los casos; y en las provinciales la presencia de estos desciende al 60 por ciento.

Pese a esta disminución, el Ministerio Fiscal destaca que en una relación cuatro a uno son mujeres quienes están al frente de las fiscalías provinciales donde se integran los cinco mayores núcleos de población (Madrid, Barcelona, Sevilla, Valencia y Bilbao).

NORMALIZACIÓN DEL ELEMENTO GÉNERO

Por otro lado, la institución señala que en 2017 se generaron 110 sustituciones temporales por causa de embarazo: 45 fueron con el disfrute del derecho a la excedencia por cuidado de hijo y, finalmente, 129 conllevaron causa de licencia por maternidad o paternidad.

Pese a que en este punto no hay un tratamiento diferenciando, el Ministerio reivindica la necesidad de "analizar" la realidad y organización de las fiscalías para saber si está contemplado que en el colectivo hay un abundante grupo de población femenina, si se sitúa en una edad en la que se ejercen opciones como la maternidad o adopción, y si existe conciliación entre el trabajo y la organización de una familia con hijos de temprana edad.

"La Fiscalía como centro de trabajo debería de asumir ese reto para posibilitar al máximo que las mujeres, pudieran conciliar de la mejor forma posible su opción laboral con situaciones de embarazo", manifiesta el Ministerio Fiscal en el comunicado.

La institución sostiene que "comparte" los mismos retos que muchos sectores de la sociedad a la hora de "dignificar" la prestación laboral de todos sus miembros y la "normalización" del elemento género. Para ello, se "exige" garantizar el desarrollo personal y laboral de las mujeres, la salvaguarda de sus derechos sociales y la definición y consolidación de un escenario en el que la "innegable" paridad quede adecuadamente reflejada.

Este mismo jueves, el fiscal general del Estado, Julián Sánchez Melgar, ha trasladado en un mensaje personal en Twitter su "compromiso personal" en la defensa de los derechos de las mujeres y la "protección integral" de las víctimas de la violencia de género.