Alcalde de Santander dice que el Gobierno les escucha y que los ayuntamientos tienen más "peso político"

El alcalde de Santander, Íñigo de la Serna, con José Manuel Soria
EUROPA PRESS
Actualizado 03/07/2012 15:36:23 CET

Íñigo De la Serna no ve "disparatada" la idea de Ana Botella de reducir los días de recogida de basura en Madrid

MADRID, 3 Jul. (EUROPA PRESS) -

El alcalde de la ciudad de Santander, Íñigo de la Serna, ha celebrado este martes que el Gobierno central "convoca" y "escucha" a los gobiernos locales y que, gracias a ello, los municipios están volviendo a tomar "peso político" en la toma de decisiones a nivel estatal.

"De momento se nos cita, se nos convoca a las reuniones, se nos escucha, se nos atiende y, lo más importante, se tiene en consideración muchas de las cuestiones que estamos diciendo para poder ser incorporadas en los documentos que están en marcha y para acordar modificaciones", ha señalado en alusión a la reforma de la administración pública que están estudiando Gobierno central y oposición, con aportaciones de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), de las propias administraciones territoriales, de universidades y de expertos en la materia.

"Los municipios estamos volviendo a tomar un peso político, que creo que es el que nos corresponde, en la toma de decisiones del Gobierno central", ha enfatizado en el desayuno informativo de la tribuna 'Smartcity. Foro de la Nueva Ciudad', celebrado esta mañana en el Hotel Ritz de Madrid.

También, ha afirmado que "no parece razonable" que los ayuntamientos paguen la luz de los colegios cuando es competencia de las Comunidades Autónomas. "El planteamiento de esa reforma es inminente y se debe hacer con celeridad" ya que, según ha ejemplificado, "no parece razonable" que sean los ayuntamientos quienes soporten los gastos de los colegios, como por ejemplo la luz o la limpieza, siendo las Comunidades Autónomas quienes tienen transferidas por parte del Estado las competencias en materia de educación.

El dirigente político ha calificado de "muy buena noticia" que "por primera vez" se haya "planteado en serio" para "evitar duplicidades competenciales" entre las administraciones públicas.

Dicho esto, De la Serna, quién ha sido presentado por el ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, ha opinado que es "muy difícil no ser transparente" en los ayuntamientos ya que existen "herramientas y mecanismos" para que los ciudadanos conozcan desde información relativa a los "concejales" hasta los "planes de ajuste y austeridad presentados al Ministerio de Hacienda".

RECOGIDA DE BASURAS

Por otra parte, el alcalde de Santander ha respaldado la idea de su homóloga en Madrid, Ana Botella, de reducir el número de días de recogida de basuras en la capital ya que no le resulta una propuesta "disparatada". "El máximo respeto para la alcaldesa de Madrid que ha optado por una fórmula que a mí no me parece disparatada en el sentido de que ya se viene haciendo con absoluta normalidad en muchas ciudades europeas", ha declarado

En este sentido, no ha querido entrar "en ninguna polémica de si es bueno, malo o regular" pero ha añadido que no le parece "ningún disparate" ya que se trata de un "planteamiento que se hace en la inmensa mayoría de las ciudades europeas".

"No hay ninguna ciudad europea donde se recoja la basura toda la semana salvo las españolas. En cualquier país europeo la basura se recoge tres, cuatro veces a la semana como mucho", ha argumentado, al tiempo que ha manifestado que también es "una cuestión de hábitos y de cultura" porque "los criterios de calidad es muy difícil establecerlos y muchas veces son percepciones".

Además, ha recalcado que "la limpieza tiene unos criterios de calidad que están marcados por unos indicadores y estándares" y ha insistido en que "luego está la propia percepción ciudadana". "Cada alcalde tiene que analizar cómo funciona su ciudad, cuáles son los beneficios que se pueden conseguir y sopesarlos con la necesidad de cambiar determinados hábitos", ha destacado.

PP-CANTABRIA, "TRABAJA COMO UNA ROCA"

Al ser preguntado sobre los motivos por los que el presidente del PP de Cantabria, Ignacio Diego, decidió sacarle de la cúpula del partido en el último congreso, ha contestado que no le ha sacado de la cúpula y que "se han nombrado dos vicesecretarios".

"Yo soy doble miembro de la Comisión Ejecutiva, una por ser alcalde y otra porque además fui el primera de la lista a designación del propio presidente. Hemos hecho una reducción de las vicesecretarias, que ahora son dos. Nuestro partido en Cantabria trabaja como una roca y, prácticamente, no hay división entre capital y comunidad autónoma", ha aseverado.

"MEJOR HABLAR DE GESTIÓN INTELIGENTE"

En otro orden de cosas, ha hecho hincapié en que la SmartCity suele traducirse como Ciudad Inteligente cuando, en su opinión, es "mejor hablar de gestión inteligente" y ha valorado esta nueva fórmula señalando que "todos están trabajando" para lograr implantarla en las ciudades españolas.

Los motivos fundamentales, a su juicio, son: que los dirigentes ven en la tecnología una vía para "mejorar la calidad de vida de los ciudadanos"; que logrando una "mejor eficiencia de las administraciones públicas a través de la tecnología" se pueden "optimizar" los recursos humanos; que el sector tecnológico tiene capacidad para atraer inversiones y, por tanto, dinamismo económico y generación de empleo.

No obstante, ha revelado que, aunque una Smartcity conlleva "beneficios", también requiere "hacer cosas" como incrementar el "liderazgo político", "planificación" para evitar correr el riesgo de "cometer errores y despilfarrar recursos". "No estamos preocupados suficientemente por establecer esa arquitectura de Samartcity.

De esta forma, ha afirmado que el modelo por el que él apuesta es "aquel en el que todos los servicios ciudadanos (sean públicos, mixtos o privados) están integrados en una plataforma tecnológica" y, "lo más importante, están interconectados". "Es el modelo al que debemos dirigirnos", ha insistido, al tiempo en que ha resaltado la importancia de trabajar con "criterios de solidaridad y generosidad", consiguiendo "proyectos comunes" que pueda utilizar cualquier ciudad española.

"Estamos iniciando el proceso pero queda mucho por hacer y hay que trabajar con celeridad y cabeza. La Red Española de Ciudades Inteligentes tiene por objetivo compartir proyectos concretos de fácil ejecución para no duplicar gastos", ha concluido.