El alcalde Valladolid asegura con el modelo financiero de Cataluña "pintan bastos para los Ayuntamientos"

Actualizado 25/01/2006 13:23:00 CET

MADRID, 25 Ene. (EUROPA PRESS) -

El alcalde de Valladolid, Francisco Javier León de la Riva, aseguró hoy que con el modelo de financiación que contempla el texto de reforma del Estatuto de Cataluña, acordado esta semana por Gobierno y Ciu, "pintan bastos para los Ayuntamientos", y se mostró "muy preocupado" por la cesión del 50% del IRPF a las comunidades autónomas.

En su intervención en el Fórum Europa dentro del ciclo 'Alcaldes de grades ciudades españolas', León de la Riva afirmó que, pese a no conocer los términos en los que se ha cerrado el acuerdo, los alcaldes están "muy preocupados por el tema", ya que, a su juicio, "está claro" que con el modelo financiero propuesto para Cataluña "pintan bastos para los Ayuntamientos".

El alcalde explicó que actualmente los Ayuntamientos gestionan "el 12% del dinero público", mientras que el Estado "aproximadamente el 50%" y las comunidades autónomas "el resto". "Si del Estado va a haber una limitación del 20% que se va a transferir a Cataluña, está claro que pintan bastos para los Ayuntamientos", denunció.

Además, criticó que no aparezca "ningún capítulo de financiación" ni en el Libro Blanco para la modernización de los gobierno locales ni en el borrador de la Ley de Régimen Local, y subrayó que "está claro que sin una financiación adecuada todo lo demás es un brindis absurdo".

León de la Riva reclamó además que el Estado aumente las competencias de los municipios y que reconozca que los Ayuntamientos dedican "el 30 o 40% de sus recursos a cosas que no son de su competencia". "Es algo que reclamamos todos, transferencia competencial pero adecuadamente financiadas", destacó.

En este sentido, denunció que el Gobierno "no sabe muy bien lo que quiere hacer", ya que, a su juicio, promete modernizar los municipios pero les resta competencias y niega financiación."El que no sé si sabe muy bien lo que quiere hacer con nosotros es el Gobierno, incluso diré más, el Estado, el sistema político-administrativo en su conjunto", añadió.

Asimismo, recordó que los municipios "son Estado" porque representan su "tercer pilar", y aseguró que "son la parte más eficiente del Estado" porque responden mejor al ciudadano, antes y "gastando para ello menos dinero". Por ello, pidió que se confíe a las ciudades "un importante conjunto de políticas públicas bajo la gestión de su responsabilidad y con la correspondiente financiación."

AVE Y SOTERRAMIENTO

Por otra parte, León de la Riva definió la llegada del AVE a la provincia y el soterramiento de las vías de ferrocarril a su paso por la ciudad como "los hechos más importantes del Valladolid del siglo XXI", y aseguró que "augura grandes posibilidades", ya que "el impacto socio-económico no se centrará sólo en el municipio de Valladolid, sino en toda la comunidad autónoma".

En este sentido, explicó que el mayor impacto en los próximos años se producirá en el mundo de la construcción por la inversión en obra civil e instalaciones, y recordó que esto tendrá coste cero para el Ayuntamiento por los beneficios obtenidos con la liberalización de los talleres de RENFE.

El alcalde afirmó que la ciudad será así "un punto neurálgico por carretera y ferrocarril", nexo de unión con Francia y Portugal y centro de conexión del sur y "centro de nuestro país" con el norte-noroeste de España, "sólo equiparable a Madrid y Barcelona". "Nos convertiremos en la ciudad de la intermodalidad del transporte y de la comunicación", subrayó.

León de la Riva anunció además que sus alianzas prioritarias están cifradas en Madrid, ciudad con la que pretende fomentar la cooperación y evitar la competencia directa desarrollando "la complementariedad".

PROYECTOS DE TRANSFORMACIÓN

El alcalde de Valladolid resaltó además su "esfuerzo" por transformar la ciudad "escuchando a todos", y explicó su orientación de la gestión estratégica de la ciudad al crecimiento urbano y desarrollo económico "en función de las personas, de los ciudadanos". "Escuchar a todos sin privilegiar a nadie, por fuerte que sea y por mucho ruido que genere", añadió.

En este sentido, hizo referencia a "algunos de los muchos proyectos de transformación" que se están llevando a cabo, entre los que destacó la recuperación del centro histórico de la ciudad. Además, señaló la relevancia del crecimiento "compacto y equilibrado" que se está llevando a cabo y la recuperación de las riberas del Pisuerga y la integración en la ciudad de sus ríos.

Destacó también como "fundamental" la diversificación de recursos, y explicó que su pretensión es que Valladolid continúe siendo una ciudad industrial "potente", pero también que potencie el turismo. Este último objetivo está orientado hacia el turismo cultural por su "excelente" patrimonio histórico artístico.

El regidor municipal también quiere promocionar la ciudad por "su correcto uso del castellano"."Que quien quiera aprender español venga a Valladolid y no a Barcelona, donde lo van a tener un poco más difícil", indicó.

Otro de los "proyectos de transformación" a los que se refirió es el de "una ciudad para la convivencia, segura y cívica", y reconoció que este tema "fue incluso una obsesión" ya antes de convertirse en alcalde en 1995.

Así, recordó la puesta en práctica de la Ordenanza para la Convivencia Ciudadana, conocida como 'ordenanza antivandálica', "que ha sido objeto de traslación al ordenamiento específico de varias grandes ciudades gobernadas por partidos que tanto nos denostaron en su día".

ELECCIONES

Respecto a las próximas elecciones autonómicas, se mostró "convencido" de que el actual presidente de la Junta de Castilla y León, Juan José Herrera, "no va a tener ningún problema" y afirmó que "a buen seguro será candidato de nuevo".

Preguntado sobre las elecciones municipales, indicó que "son mucho más difíciles que las autonómicas" y se remitió a las afirmaciones del alcalde de Sevilla, Alfredo Sánchez Monteseirín, quien respondió que "lo que no quitan los ciudadanos no es bueno que lo quiten los partidos".

León de la Riva también fue preguntado sobre la adopción de Leyes específicas por las ciudades de Madrid y Barcelona, y señaló que "lo lógico" sería que Valencia fuese la siguiente en reclamar una Carta municipal para su ciudad. "Yo de momento con reconocer que Valladolid es la capital de Castilla y León me daría por satisfecho", añadió.