Rubalcaba propone obligar a las CCAA a dedicar un 80% de la financiación a sanidad, educación y servicios sociales

Actualizado 14/11/2011 13:12:23 CET

PSOE y UGT piden retrasar el cumplimiento de los objetivos de déficit, incentivos económicos y compra de deuda por parte del BCE

MADRID, 14 Nov. (EUROPA PRESS) -

El candidato socialista a la Presidencia del Gobierno, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha asegurado que si llega a la Moncloa propondrá una modificación del sistema de financiación autonómica para elevar desde el 75 al 80 por ciento el porcentaje de este dinero que las comunidades deben destinar a sanidad, educación y servicios sociales, y además obligarlas por ley a que así sea.

Así lo ha anunciado este lunes en rueda de prensa junto al secretario general de UGT, Cándido Méndez, con el que se ha reunido en la sede del sindicato. Rubalcaba ha dejado claro que esta "revisión parcial" del modelo no implicaría aumento de recursos, sino sólo la "reasignación" por parte de las comunidades autónomas de unos 4.500 millones de euros que se destinarían obligatoriamente a gasto social. A su juicio, esta revisión parcial debería hacerse "urgentemente".

Rubalcaba ha defendido esta propuesta para "obligar a las comunidades a gastar más" en protección social y menos en otras cosas y, al mismo tiempo, "garantizar unos mínimos" en toda España en la prestación de estos servicios básicos, que se financian con impuestos que cobra el Estado.

Preguntado por la autonomía financiera de las comunidades autónomas, ha opinado que "margen de autonomía tiene que seguir habiéndolo", pero ha defendido hacer "este cambio" para "garantizar cierta uniformidad" en la prestación de servicios.

El aspirante socialista ha presentado esta propuesta en una rueda de prensa en la que ha mostrado con Méndez bastante sintonía en lo relativo a las decisiones que deberían adoptarse en el ámbito europeo para combatir la crisis y, también, sobre el futuro del Estado social en España.

De hecho, Rubalcaba se ha comprometido a incluir la reflexión sobre el Estado social en la ley que deberá desarrollar la reforma constitucional que consagra la estabilidad presupuestaria. "Así estará por parte del PSOE, ya que es una ley que hay que acordar", ha asegurado, tras recordar que, puesto que la reforma constitucional "incluye una referencia al Estado social", la reflexión "sobre lo que gasta España en pensiones, en sanidad, no puede ser ajena".

Para el líder de UGT, la clave es que el techo de gasto sea compatible con la "cohesión social" y, para ello, que en la ley que desarrollará la reforma se definan "alternativas desde el punto de vista político" que permitan no sólo mantener el actual nivel de protección en sanidad, educación, servicios sociales, prestación por desempleo y pensiones sino "seguir avanzando en convergencia social con la UE". "Estamos a una distancia significativa que puede aumentar si no hay compromisos claros", ha advertido.

Rubalcaba y Méndez han coincidido también en la necesidad de pedir a la UE que "revise el calendario de ajuste" y retrase dos años, hasta 2015, el objetivo de volver a un déficit público del 3 por ciento. "Eso nos daría un margen de maniobra evidente", ha defendido el candidato socialista, mientras el dirigente sindical ha advertido de que la política de ajustes "ha fracasado" y ha alertado de un círculo vicioso.

A su juicio, sólo con una política pública de creación de empleo se adelantaría la recuperación económica, mientras que si persisten las políticas actuales no se reducirá el paro, no habrá recuperación económica ni por tanto recaudación y, al final, tampoco se cumplirán los objetivos de déficit y deuda.

MÉNDEZ: SÓLO CON AJUSTES HABRÁ RECESIÓN

Según Méndez, si se mantienen "esas políticas tan duras de ajustes" ya no se puede descartar una recesión en 2012, "u sin perspectivas de que pueda mejorar en 2013". Por eso, se ha declarado "muy escéptico" sobre que los cambios de Gobierno en Italia o en Grecia "supongan una modificación sustancial de los problemas económicos y sociales", porque el problema está en "las políticas". Rubalcaba ha confiado en que los gobiernos tecnócratas en ambos países sean soluciones "temporales".

Ambos han coincidido también en que el Banco Central Europeo tiene que actuar de manera "más beligerante" en defensa de la deuda europea que sufre "ataques especulativos", en palabras de Rubalcaba, que ha insistido también en que la UE utilice los instrumentos de inversión de que dispone, especialmente el Banco Europeo de Inversiones (BEI) y en que Alemania "tiene que tirar" de la economía.

Para Méndez, no sólo el BCE tiene que comprar deuda sino que también el fondo europeo de estabilidad financiera tiene que actuar como prestamista de última instancia y todas estas medidas deberían adoptarse con carácter "urgente". El líder sindical se ha mostrado "francamente pesimista" sobre la situación de la UE, y también de España donde la crisis se refleja "de manera brutal" en cinco millones de parados.

De hecho, ha relatado que el secretario general de CCOO, Ignacio Fernández Toxo, y él mismo le han enviado una carta al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, en la que expresan su preocupación por la "situación de emergencia" en que se encuentra la UE.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies