AMPL.- Rubalcaba anuncia que PSOE y PSC seguirán juntos pero revisarán las reglas que rigen sus relaciones

 

AMPL.- Rubalcaba anuncia que PSOE y PSC seguirán juntos pero revisarán las reglas que rigen sus relaciones

Alfredo Pérez Rubalcaba
EUROPA PRESS
Actualizado 26/02/2013 13:00:27 CET

Fernández Vara cree que la relación con el PSC "fue bonita mientras duró" y Tomás Gómez y García-Page apuestan por el diálogo

MADRID, 26 Feb. (EUROPA PRESS) -

El secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha asegurado este martes que su partido y el PSC seguirán trabajando juntos a pesar de que los socialistas catalanes van a romper la disciplina de voto en el Congreso en dos resoluciones sobre el derecho a decidir en Cataluña, aunque sí ha adelantado que ambos partidos "revisarán" las normas que rigen sus relaciones.

"Tenemos un acuerdo desde hace muchos años y unas reglas consuetudinarias. El PSC lleva tiempo diciendo que las quiere revisar y hoy les digo que el PSOE también: el PSOE, cuando decida un tema sobre Cataluña, tiene que consultar al PSC, y el PSC, cuando decida un tema sobre España, tiene que consultar al PSOE. Ese es el elemento central: el equilibrio, la simetría", ha explicado Rubalcaba en los Desayunos Informativos de Europa Press.

El líder del PSOE ha comenzado reconociendo que desde que se puso encima de la mesa el asunto del derecho a decidir en Cataluña el PSOE y el PSC han "discrepado", un "desacuerdo" que, a su juicio, es reflejo de la realidad que está ocurriendo en Cataluña.

No obstante, ha querido dejar claro que el PSOE sí comparte con los socialistas catalanes que no son nacionalistas, ya que comparten "lo más importante", y es que "Cataluña y España tienen que seguir juntas", por lo que ninguno de los dos partidos está "a favor de la independencia de Cataluña, que nadie tenga ninguna duda". "Si algún día hubiera alguna suerte de consulta, el PSC votaría no, como el PSOE", ha explicado.

Según ha manifestado el secretario general socialista, "la relación entre Cataluña y España está mal, está muy rota", pero ha afirmado que "en este alejamiento uno de los pocos vínculos que quedan es la relación entre el PSOE y el PSC", por lo que ha defendido que ambos partidos sigan trabajando juntos.

REGLAS DEL JUEGO "CLARAS E IGUALES"

Pero ha aclarado que, manteniendo la "sintonía", su partido va a replantear las normas que rigen esta relación poniendo unas reglas del juego "claras e iguales" para ambas partes "porque si el PSOE consulta al PSC en todo lo que afecta a Cataluña, debería ser lo lógico que el PSC consultara al PSOE todo lo que afecta a España".

En cualquier caso, Rubalcaba considera que "lo políticamente relevante" de la votación de las propuestas de resolución subsiguientes al Debate sobre el estado de la Nación es que las que han presentado CiU e ICV instan al Gobierno a "dialogar" con la Generalitat para la celebración de una consulta soberanista en Cataluña y no plantean el derecho a decidir o la independencia.

A su juicio, esto "no corresponde" con lo que estos dos partidos votaron en el Parlamento catalán porque lo que apoyaron allí es "una propuesta soberanista, de independencia" y ahora "han puesto encima de la mesa una propuesta distinta". Para el líder del PSOE, la intención tanto de CiU como de ICV es que "se manifieste la diferencia entre el PSC y el PSOE" porque, de otro modo, "habrían sido coherentes, que es traer al Parlamento español lo votado en Cataluña".

Esta posición manifestada por Rubalcaba no es compartida por otros dirigentes del partido. Unos minutos antes de que interviniera el secretario general, el líder socialista en Extremadura, Guillermo Fernández Vara, ha mostrado su malestar por el anuncio del PSC de romper la disciplina de voto: "Si eso es así, fue bonito mientras duró".

"YA HABLARÉ CON ÉL"

Sobre estas palabras ha sido preguntado Rubalcaba durante los Desayunos Informativos de Europa Press: "Ya hablaré con él ahora", ha respondido. Posteriormente, Vara ha dicho en declaraciones a los medios que no se siente desautorizado por el secretario general y ha mantenido sus afirmaciones iniciales.

"Que a partir de ahí podamos restablecer las relaciones o plantear un escenario nuevo, no lo puedo descartar. Rubalcaba ha hablado de cambio de relaciones y en éste puede que se acabe en acuerdo o en desacuerdo. Me parece que el camino es sentarse. Hay muchas cosas compatrtidas, entre ellas la 'S' de socialista", ha subrayado.

No obstante, ha querido dejar claro que, aunque "merece hacer un esfuerzo, no puede ser que se pongan en duda aspectos que tienen que ver con la Jefatura del Estado y que en el Congreso de los Diputados se rompa la disciplina de voto, aunque eso esté en los papeles" porque, a su juicio, es algo no entiende "ni el 90 por ciento de los militantes del partido".

"QUE NO SE ROMPAN MÁS PUENTES"

Otro de los 'barones' del PSOE que se ha pronunciado sobre este asunto ha sido el secretario general del PSM, Tomás Gómez, para quien la decisión del PSC de apoyar las resoluciones de CiU e ICV supone "un fracaso" tanto de los socialistas catalanes como del PSOE, por lo que ha pedido "un esfuerzo" para evitarlo y que no haya ruptura de disciplina de voto en el Congreso "por primera vez en 35 años".

En términos parecidos se ha pronunciado el secretario general de los socialistas de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, quien considera que "hay que revisar la relación" entre PSOE y PSC y "trabajar para que no se rompan más puentes", si bien ha recalcado que "no se puede descartar nada".

A su juicio, "una votación de esta naturaleza traerá consecuencias", algo de lo que "no hay duda de ningún tipo", aunque ha instado a no "perder los nervios" porque "hay que hacer las cosas hablando y el PSOE tiuene que hablar con el PSC, cerrar un planetamiento con perspectiva, sabiendo que lo que está pasando en Cataluña exige mover ficha".

DISCREPANCIA TAMBIÉN SOBRE LA ABDICACIÓN DEL REY

Durante los Desayunos Informativos, Rubalcaba también ha sido consultado por las declaraciones del primer secretario del PSC, Pere Navarro, en las que propuso la abdicación del Rey. A la pregunta de si ha hablado con Navarro de este asunto y en qué términos, no ha querido pronunciarse, ya que ha contestado que es "muy celoso" de su intimidad y eso incluye las conversaciones con compañeros de partido.

En cualquier caso, y a la pregunta de si el líder del PSC eligió el momento más oportuno para expresar su opinión sobre este tema, el secretario general del PSOE ha vuelto a decir que "no".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies