Gallardón elimina una concejalía y une Medio Ambiente con Movilidad, de la que se hará cargo Botella

El alcalde de Madrid, Alberto Ruiz Gallardón
EP/AYUNTAMIENTO DE MADRID
Actualizado 11/06/2011 20:39:55 CET

La hasta ahora delegada de Obras y Espacios Público presidirá el Pleno y las comisiones, excepto en los actos institucionales y protocolarios

MADRID, 11 Jun. (EUROPA PRESS) -

El nuevo alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, ha anunciado este sábado durante su discurso de investidura la composición de su nuevo Ejecutivo, en el que las áreas de Gobierno pasan de nueve a ocho, al unirse Medio Ambiente con Movilidad, además de cambiar algunas competencias de concejalía.

Así, el área de Economía, Empleo y Participación Ciudadana, al frente de la cual continuará Miguel Ángel Villanueva, se mantendrá como actualmente, aunque "con más recursos" para desarrollar su actividad, ya que esta concejalía deberá hacerse cargo de uno de los principales compromisos electorales del PP: la creación de 150.000 puestos de trabajo.

Entre las funciones de Villanueva se cuentan por tanto la promoción económica y el desarrollo empresarial, los fondos europeos, el fomento y calidad del empleo, el comercio, el consumo, la innovación tecnológica, el turismo y la proyección de la imagen de la ciudad, así como la participación ciudadana.

Por su parte, Movilidad y Medio Ambiente se englobarán en una sola concejalía encabezada por Ana Botella, que seguirá siendo Segunda teniente de alcalde. Así, este área de Gobierno tendrá entre sus funciones todo lo relativo a calidad y protección medioambiental, zonas verdes, parques y jardines, limpieza urbana y gestión de residuos, sostenibilidad y gestión del agua.

Asimismo, a partir de ahora se hará cargo de la renovación, reparación y conservación de las vías, espacios públicos y equipamientos urbanos; de la señalización, alumbrado y galerías de servicio; y de la planificación y medios de ordenación de la movilidad.

Las competencias de Seguridad (seguridad, emergencias, salud pública, drogodependencias, agentes de movilidad, retirada de vehículos, multas de tráfico) continuarán estando en manos de Pedro Calvo, que se convertirá así en el Cuarto teniente de alcalde.

Además, esta concejalía asumirá por primera vez el control de la Agencia de Licencias, por lo que (junto con Urbanismo) deberá avanzar en una "asignatura pendiente" de la capital relativa a la concesión de las licencias de funcionamiento en establecimientos de la capital que están abiertos sin esos permisos.

OTRAS ÁREAS

El resto de áreas quedarán básicamente como hasta ahora: Pilar Martínez seguirá dirigiendo Urbanismo y Vivienda, a cargo de esas materias y de la construcción de infraestructuras urbanas; y Alicia Moreno será titular de Las Artes que, además de la construcción de infraestructuras y gestión de la cultura, también se hará cargo del paisaje urbano.

Manuel Cobo ocupará la Vicealcaldía y la Primera Tenencia de Alcalde, y entre sus responsabilidades se contarán la coordinación general, los deportes, la Portavocía del Gobierno, la comunicación y coordinación de la información, las relaciones internacionales, las relaciones públicas, la Secretaría de la Junta de Gobierno y el protocolo. Además, de él dependerán el delegado de Coordinación Institucional, dirigido por Patricia Lázaro; la Coordinación Territorial, con José Manuel Berzal; y la Coordinación de Estudios y Relaciones Externas, dirigida por Ana María Román.

Concepción Dancausa también seguirá al frente de Familia y Servicios Sociales, mientras que Juan Bravo (Tercer teniente de alcalde) continuará llevando lo relativo a Hacienda y Administración Pública.

PRESIDENTA DEL PLENO

Así, la única concejala delegada de la pasada legislatura que ya no ocupará su puesto en los próximos cuatro años será Paz González, hasta ahora responsable de Obras y Espacios Públicos (cuyas competencias se repartirán Movilidad y Medio Ambiente y Urbanismo y Vivienda), ya que será la nueva presidenta del Pleno.

De ella dependerá la buena marcha de los trabajos del Pleno, la convocatoria y orden del día de las sesiones, el cumplimiento del reglamento, la Presidencia de la Junta de Portavoces y las comisiones ordinarias.

El objetivo de esta medida es continuar en el proceso de "consolidación de la posición (del Pleno) como órgano de debate, deliberante y de control político", así como "garantizar la transparencia que los ciudadanos esperan de sus representantes", estimulando a la par "las virtudes que el debate político reúne como expresión de la vitalidad de una sociedad".

REVISIÓN DE LA ESTRUCTURA MUNICIPAL

Además, Gallardón ha anunciado que desde este mismo lunes se comenzará un proceso de revisión de toda la estructura municipal a niveles administrativos para "racionalizarla" y "reducir el soporte administrativo".

"Del alcance de este proceso y del resultado final se dará cuenta de forma detallada ante la Comisión de Hacienda y Administración Pública en los próximos días. Pero ya les adelanto que la revisión se realizará con toda la profundidad necesaria, alcanzando también a la configuración del sector público empresarial y a una disminución del número de efectivos que integran la categoría de personal eventual, tal y como hemos comprometido en el programa marco del Partido Popular", ha puntualizado.

También a partir de la semana próxima los nuevos responsables municipales iniciarán contactos con la Comunidad de Madrid para abordar una revisión de las competencias para que no haya servicios que se prestan de forma duplicada y, con ello, "costes redundantes e ineficiencias".

"Sabemos y conocemos de la coincidencia que entre las dos administraciones existe sobre este aspecto y por lo tanto es de esperar un avance rápido en las negociaciones que nos puedan permitir hacer efectivo este objetivo de cara al diseño de los próximos presupuestos de Ayuntamiento y Comunidad para 2012", ha pronosticado.

Los responsables municipales no han adelantado sin embargo nada sobre los distritos, que previsiblemente continuarán siendo 21 y de los que tendrán que hacerse cargo el resto de ediles, a razón de más de uno en algunos casos.

En cualquier caso, Gallardón ha reclamado que "nadie espere transformaciones mágicas que sean posibles a golpe de decreto" y ha pronosticado que por delante hay "un enorme trabajo" que se abordará "buscando la complicidad y colaboración de la comunidad autónoma y el Gobierno de la Nación". "Sólo desde este trabajo conjunto tendremos asegurado el éxito de nuestra ciudad y de otros muchos ayuntamientos conscientes de que no podemos aplazar más los cambios", ha zanjado.