Asociación de tropa arranca un proceso contra la ley que obliga a soldados a dejar el Ejército a los 45 años

 

Asociación de tropa arranca un proceso contra la ley que obliga a soldados a dejar el Ejército a los 45 años

Llegan a Ceuta un grupo de soldados tras formar al ejército de Mali
EUROPA PRESS/COMANDANCIA GENERAL DE CEUTA
Publicado 10/07/2017 16:49:44CET

MADRID, 10 Jul. (EUROPA PRESS) -

La Asociación de Tropa y Marinería Española (ATME) ha iniciado un proceso contra la ley que obliga a los soldados que no son militares de carrera a abandonar el Ejército una vez cumplidos los 45 años, o que se cumpla al menos la obligación de prepararles adecuadamente para su inserción laboral, según ha explicado a Europa Press.

Su presidente, Juan Carlos Tamame, presentó la solicitud el pasado viernes ante el Ministerio de Defensa en nombre de la asociación y más de 250 de sus miembros. Sin embargo, su intención es proseguir por la vía judicial si no tienen respuesta del Departamento dirigido por María Dolores de Cospedal e incluso llegar hasta el Tribunal Superior Europeo.

ATME denuncia que la ley de tropa y marinería recoge un sistema "discriminatorio" para los soldados que no son militares de carrera, ya que limita su permanencia en un puesto de trabajo solamente por su edad, "sin valorar su capacidad, competencia o capacitación".

Según denuncia, los compromisos temporales no pueden tener una duración indefinida, sino que con el tiempo deben convertirse en compromisos fijos e indefinidos.

Pero además, asegura que no se están cumpliendo los compromisos de reincorporación laboral, formación y promoción profesional que contempla la ley.

"Este tipo de compromiso, el de larga duración, se sostenía enmarcado en unas circunstancias sociales y económicas muy distintas a las actuales", explica apuntando que el problema surgió cuando el Ejército se convirtió en una salida laboral con motivo de la crisis económica y los soldados empezaron a cumplir los 45 años.

"En una palabra, nuestros compañeros se topan con la realidad de que la formación y experiencia como militar 'no vale para nada' en un mundo civil, con una alta competencia curricular, y a la que se incorporan con una edad, 45 años, que les lleva directamente a la mayoría de ellas a la categoría de 'parado de larga duración'", lamenta.

ATME ya ha tenido oportunidad de denunciar también esta situación ante una subcomisión creada en el Congreso para el estudio del régimen profesional de los militares de tropa y marinería de las Fuerzas Armadas, que continúa con su labor.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies