Atentado.- Reabierta la capilla ardiente con los restos mortales de Eduardo Antonio Puelles

Actualizado 20/06/2009 12:18:43 CET

BILBAO, 20 Jun. (EUROPA PRESS) -

La capilla ardiente con los restos mortales del inspector de la Policía Nacional Eduardo Antonio Puelles, asesinado ayer por ETA, se reabrió a las nueve de esta mañana en la subdelegación del Gobierno en Bizkaia, en Bilbao, donde quedó instalada a las seis de la tarde de ayer, una vez que concluyó la autopsia en el instituto anatómico forense de la Audiencia Provincial de Vizcaya.

Los ciudadanos que quieran visitar la capilla ardiente lo podrán hacer hasta a una menos cuarto de la tarde, ya que 15 minutos después está previsto que se celebre el funeral en la cercana iglesia de San José de la capital vizcaína.