La AVT anula su reunión con la representante del Gobierno vasco por la "infamia" de pedir generosidad a las víctimas

Ángeles Pedraza, presidenta de la AVT
AVT
Actualizado 16/03/2011 14:03:39 CET

MADRID, 16 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT) ha anulado su reunión con representantes de la Dirección General de Atención a las Víctimas del Terrorismo del País Vasco, dirigida por Maixabel Lasa, por atreverse a cometer la "infamia" de pedir generosidad a las víctimas ante un eventual fin de ETA.

La AVT tenía previsto reunirse con los representantes del Gobierno vasco mañana jueves en el marco de una ronda que estos están manteniendo con las asociaciones y colectivos de víctimas de toda España desde hace unas semanas, según han explicado a Europa Press desde el colectivo presidido por Ángeles Pedraza.

Sin embargo, en un comunicado ha anunciado su decisión de anular el encuentro después de que otras asociaciones le hayan trasladado que el equipo de Lasa se dedica a pedir a las víctimas que sean "generosas" y acepten la legalización de Sortu de cara a las elecciones del próximo 22 de mayo para que ETA deje de asesinar.

Para la AVT, éste es un argumento "lamentable" y recuerda que nadie ha demostrado más generosidad que las víctimas "en defensa del Estado de Derecho, la democracia y la libertad". "Nuestro sacrificio ha sido inconmensurable y no estamos dispuestas a ceder ni un ápice más", ha garantizado.

Pero además, denuncia la "retórica tramposa" de la petición, ya que considera que en realidad se pide a las víctimas que cedan y acepten un "empate macabro" entre asesinos y asesinados y que acepten "olvido e impunidad" con los terroristas que "han condicionado la vida y la libertad de miles de ciudadanos durante décadas".

Según sostiene la AVT, aceptar la vuelta de ETA a las instituciones, bajo el nombre de Sortu o cualquier otro "disfraz", supondría renunciar a su "derrota incondicional". "La presencia de Sortu en las elecciones liquidaría definitivamente la esperanza de una derrota efectiva de ETA, entendida ésta como el desmantelamiento de todo su arsenal, la deslegitimación de su historia criminal y el desistimiento de su proyecto totalitario", asegura antes de advertir que sería una "victoria" para la banda y "una derrota" para el Estado de Derecho y las víctimas.

SUPONDRÍA JUSTIFICAR LOS ASESINATOS

En este contexto, avisa de que aceptar la presencia de Sortu en las instituciones para evitar nuevos atentados supone aceptar "la perversa lógica" del "chantaje" de la organización terrorista. A su juicio, "ceder" ahora sería "absolutamente imperdonable" porque "supondría renunciar a la defensa de la dignidad de nuestros seres queridos, justificar los asesinatos y asumir que han muerto en vano".

Según lamenta el colectivo de víctimas, estas declaraciones de la Dirección General de Víctimas del País Vasco "no son un hecho aislado", sino que se suman a la "retahíla" manifestada durante los últimos días por otros dirigentes socialistas "a favor" de la presencia de Sortu en las elecciones.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies