La baja de Montilla dará a Los Verdes su segundo diputado en el Congreso y esperan tener tres y crear subgrupo

Actualizado 05/11/2006 13:20:26 CET

Los ecologistas, que igualarían a IU en la Cámara Baja, quieren mayor presencia en el Parlamento y aumentar la "presión" sobre el PSOE

MADRID, 5 Nov. (EUROPA PRESS) -

La inminente renuncia de José Montilla a su acta de diputado en el Congreso, dado que es incompatible con su escaño en el Parlament, proporcionará a Los Verdes un segundo diputado en la Cámara Baja e incluso podrían sumar en tercero en próximos meses, si Carmen Alborch abandona el Parlamento para centrarse en la carrera por la Alcaldía de Valencia, se informó a Europa Press en fuentes de esta organización. Con tres diputados, los mismos que hoy tiene IU, los ecologistas de plantearían crear un subgrupo y aumentar la "presión" sobre el PSOE.

El acuerdo que el PSOE y Los Verdes suscribieron con vistas a las elecciones generales de 2004 permitió integrar en distintas candidaturas socialistas a miembros de la organización ecologista. Tras los comicios, sólo logró escaño de forma directa el portavoz y máximo dirigente, Francisco Garrido, que iba de número ocho en la lista de Sevilla.

Garrido se adscribió al Grupo Socialista del Congreso aunque ha mantenido cierto margen de maniobra y desde su escaño ha venido promoviendo iniciativas de corte ecologista, algunas de las cuales resultaron polémicas, como el 'proyecto gran simio' que aboga por reconocer ciertos derechos a estos animales.

ALIADOS CON ICV Y ENFRENTADOS CON IU.

Su colaboración con Iniciativa per Catalunya (ICV), con la que Los Verdes suscribieron un protocolo que en el futuro podría incluir candidaturas conjuntas, también provocó fisuras en el grupo parlamentario que IU e ICV mantienen en el Congreso, hasta el punto de que la coalición optó por renunciar al nombre de Izquierda Verde con el que comenzó la legislatura.

Ahora Los Verdes van a ver incrementada su presencia en la Cámara ya que la baja de Montilla será cubierta por Joan Oms i Llohis, que figuró en el decimoquinto lugar de la lista del PSC por Barcelona. Se trata de uno de los fundadores de Els Verds-Opció Verda y actualmente miembro del Comité Ejecutivo de la Confederación de Los Verdes.

Lo mismo podría ocurrir dentro de unos meses en Valencia si la ex ministra Carmen Alborch abandona el Congreso para ocuparse en exclusiva de su candidatura al Ayuntamiento de Valencia. El siguiente de la lista del PSOE en 2004 es Esteban Morelle, un joven ecologista valenciano de 24 años que milita en Els Verds, donde llegó a secretario de Juventud, y que figuró como número 8 en aquella candidatura del PSOE por la circunscripción de Valencia.

Ya con tres diputados, los mismos que Izquierda Unida, Los Verdes pretenden reforzar su "presión" al PSOE para exigir el cumplimiento de todos sus acuerdos programáticos de 2004, según viene advirtiendo el portavoz de la organización ecologista, Francisco Garrido.

MÁS INICIATIVAS.

En ese contexto, Los Verdes se plantearían constituir un subgrupo dentro de las filas del Grupo Socialista porque así, según Garrido, "aportarían más al régimen parlamentario", planteando más iniciativas y reforzando su presencia en los debates, con lo que podrían conseguir que se respetaran todos los puntos acordados con el PSOE en el programa.

La organización ecologista, que amenazó con romper con el PSOE hace unos meses y que ya estuvo a punto de abstenerse en el debate de totalidad de los Presupuestos Generales del estado para 2007, insiste en que existen materias relacionadas con la energía nuclear, el cumplimiento del protocolo de Kioto o el respeto a los animales que aún no se han cumplido, por lo que, con tres diputados, la formación podría tener más peso en estos asuntos.

"Creemos que un nivel de presión mayor sería positivo para el desarrollo del programa establecido", sentencia su portavoz, que en cualquier caso sólo piensa "presionar" al PSOE "en cumplimiento de los puntos acordados tras las elecciones generales".

En un contexto extremo, ese escenario parlamentario con tres diputados de Los Verdes estrechando lazos con Iniciativa per Catalunya podría llegar incluso a alterar el mapa del Congreso facilitando la creación de un grupo eco-progresista que dejaría a Izquierda Unida aislada con sus tres diputados. No obstante, en Los Verdes no contemplan de momento esa posibilidad, al menos en esta legislatura.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies