Comunidad de Madrid muestra a una delegación francesa el transporte de Madrid, "altamente valorado por el COI"

Publicado 06/09/2013 12:21:27CET

MADRID, 6 Sep. (EUROPA PRESS) -

El viceconsejero de Transportes, Infraestructuras y Vivienda de la Comunidad de Madrid, Borja Carabante, ha recibido a una delegación francesa, que comprobará el funcionamiento de diversas infraestructuras de la región, entre ellas los intercambiadores de Moncloa y Príncipe Pío.

Según ha informado el Ejecutivo regional en un comunicado, la delegación que se interesará por el transporte de Madrid, "altamente valorado por el Comité Olímpico Internacional (COI)", está compuesta por 13 diputados de todos los grupos políticos franceses, así como por cuatro expertos en el ámbito del transporte público y 11 responsables de una de las principales empresas francesas de carreteras.

El objetivo de la visita es conocer las buenas prácticas desarrolladas en la Comunidad de Madrid para encontrar soluciones a los problemas de movilidad con los que se encuentra la gran corona

metropolitana de París, en la que residen aproximadamente 5 millones de

ciudadanos.

El ejemplo de Madrid resulta especialmente significativo porque la

ciudad de París tiene una tasa de desplazamientos en transporte público del 63,6%, muy similar a la de Madrid capital, pero su área metropolitana sólo registra un 30% de los movimientos en transporte público, muy alejada de la tasa madrileña que alcanza el 50%.

COPIAR EL MODELO DE MADRID

En gran medida, esta diferencia se debe a que sólo un tercio de los

ciudadanos de la región Île-de-France tiene acceso al transporte público. Asimismo, el 25% de los parisinos pasa al menos 2 horas al día en el transporte hacia y desde el trabajo, lo que supone una pérdida importante de competitividad. El objetivo de los responsables franceses es establecer diferentes medidas para subsanar este problema copiando el modelo de Madrid.

En el encuentro con la delegación francesa, Carabante ha explicado

que el sistema de transporte público de Madrid da servicio anualmente a

más de 1.430 millones de viajeros y que la amplia cobertura y eficacia de la red sitúa a Madrid por encima de otras grandes ciudades en utilización del transporte público frente al privado.

"En Madrid se realizan en transporte público 3 de cada 4 viajes en la almendra central de la ciudad, 2 de cada 3 del anillo de la M-40 y uno de cada 2 en el resto de la región. Estos datos han convertido a nuestra región en referente en la utilización de transporte público, n o sólo en el conjunto del país, sino también a nivel mundial", ha indicado.

Una de las grandes ventajas del sistema de Madrid respecto al de

otras ciudades con similares necesidades de movilidad es la intermodalidad.

En este sentido, el viceconsejero ha señalado que en los últimos años el Gobierno regional ha venido apostando por la integración y coordinación de todos los modos de transporte, y de esta forma las diferentes redes que cubren la región, de metro, metro ligero, autobuses urbanos e interurbanos y cercanías, operan como un conjunto, lo que aumenta su eficacia y eficiencia, puesto "que constituyen una alternativa rápida, cómoda y económica al vehículo privado para los desplazamientos no sólo en Madrid capital sino en toda la región".

ÉXITO DE LOS INTERCAMBIADORES

"Precisamente la red de intercambiadores realiza un papel fundamental en este sistema integrado de transporte público", ha indicado el viceconsejero.

"Estas infraestructuras permiten agilizar la movilidad global de los

ciudadanos contribuyendo a mejorar la calidad del servicio. Solo los cinco grandes intercambiadores de la Comunidad de Madrid reciben al día más de 800.000 viajeros", ha señalado.

Como ejemplo del éxito de estas infraestructuras ha destacado que los autobuses interurbanos que cubren el corredor de la A-6, que acceden a la ciudad a través del BUS-VAO de la carretera de La Coruña y el intercambiador de Moncloa, registran más de 45 millones de viajes al año.

Estas cifras reflejan que el sistema de transporte público de Madrid

"proporciona respuestas eficientes a la necesidad de movilidad de nuestros ciudadanos, contribuyendo a la sostenibilidad social, medioambiental y económica de nuestra región".

La alta frecuencia y volumen de servicio de los autobuses interurbanos, con una organización óptima por corredores, han convertido este sistema en básico para la movilidad, con un 40% de uso frente al 16% que se registra en la gran corona metropolitana de París.

El diseño del transporte público en Madrid a cargo del Consorcio

Regional de Transportes de Madrid es un ejemplo a seguir a todos los

niveles, como se ha demostrado en este caso.

Sólo el año pasado más de 40 delegaciones extranjeras visitaron este organismo para hacerse eco de sus logros en el ámbito de la movilidad colectiva. Asimismo, lidera ocho proyectos europeos para determinar buenas prácticas en este sector.