Condenado a 13 años de prisión un etarra que planificó atentar en Sevilla en 2002

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico
Contador

Condenado a 13 años de prisión un etarra que planificó atentar en Sevilla en 2002

Publicado 17/11/2016 14:37:39CET

La Audiencia Nacional rechaza el argumento ofrecido por el acusado de que no tenía conocimiento de los hechos

MADRID, 17 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Audiencia Nacional ha condenado a 13 años de prisión al miembro del comando Basauntza de la organización terrorista ETA, Íñigo Vallejo Franco, alias 'Zuri', que planificó junto a otro condenado un atentado contra el Consejo de Europa celebrado en Sevilla en junio de 2002.

En concreto, la Sección Cuarta de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional ha condenado a Vallejo a ocho años de prisión e inhabilitación absoluta por 14 años por el delito de tenencia de explosivos de carácter terrorista. Otros dos años de cárcel e inhabilitación absoluta por ocho años por el delito de tenencia ilícita de armas de carácter terrorista.

Por último, por el delito continuado de falsificación en documentos oficiales el tribunal le impone la pena de tres años de prisión e inhabilitación especial para el ejercicio del derecho de sufragio pasivo durante el tiempo de la condena y a una multa de 3.600 euros.

De este modo, los magistrados Ángela Murillo (presidenta del tribunal), Carmen Paloma González y Juan Francisco Martel (ponente) han rebajado un año la petición de la Fiscalía. El fiscal Daniel Campos atribuyó en su escrito de acusación que incurrió en estos delitos junto a sus compañero de comando Aitzol Maurtua Eguren (condenado).

El acusado negó ante el tribunal conocer a Maurtua con el que, según el escrito de acusación, viajó desde Francia a la Comunidad Valencia --pasaron en total tres días en Valencia y en Cullera-- para perpetrar el ataque y afirmó que sólo coincidió con él por las noches y desconocía la existencia de un zulo y de un coche que guardaba explosivos.

EL ACUSADO NO OFRECIÓ "EXPLICACIONES RAZONABLES"

En la sentencia, el tribunal presidido por Murillo destaca que 'Zuri' no ofreció "explicaciones razonables sobre su presencia y estancia" en Valencia y subraya que sí que se encontraron "múltiples evidencias" de su relación con los explosivos encontrados, de su estancia en los hoteles donde se alojaron y en el vehículo con el que se desplazaron .

De este modo, ha rechazado las alegaciones de la defensa que pidió su absolución al considerar que "no existe prueba de carácter objetivo que pueda ser considerada como prueba de cargo" y que demuestre que viajó desde Francia con Maurtua --cuyo interrogatorio inicial ha calificado de 'dudosa legalidad'--.

"Tuvo conocimiento y participó en el transporte y ocultación de los componentes explosivos y de las sustancias explosivas", afirma la sentencia, que se hizo "bajo las superiores órdenes" de ETA y que iban a ser utilizados en el atentado planificado en el Consejo de Europa que se celebró en Sevilla.

Asimismo, la resolución de la Sección Cuarta de lo Penal no da validez al argumento del acusado de que no conocía los hechos como que portaba documentación falsa, un arma semiautomática en una riñonera, la matrícula del vehículo era falsa.

El agente que le arrestó junto a su compañero en el marco de ese viaje hacia Valencia explicó durante el juicio, que se celebró el pasado 20 de octubre, que gritó 'Gora ETA' "y otras palabras en euskera" cuando le introducía en el vehículo policial durante su detención y verificó la falsedad de la matrícula.

INSTRUCCIONES DE ETA

Según relatan los hechos probados de la sentencia, 'Zuri' y Maurtua entraron en España por Barcelona y se dirigieron a Valencia para hospedarse desde el 6 al 9 de junio de 2002 en un hotel. Posteriormente, se desplazaron hasta la localidad valenciana de Cullera para pasar la noche del 9 al 10 del mismo mes y año.

El día 8, y bajo las instrucciones de ETA, Maurtua viajó hasta Torrente (Valencia) para recoger un vehículo --propiedad de una ciudadana francesa a la que se lo habían robado-- cargado de explosivos y trasladarlo a las localidades valencianas de Cortés de Pallás y La Cabezuela para ocultarlo en un agujero.

Maurtua fue detenido el 10 de junio de 2002 debido a una sospecha de un agente de la Policía Nacional que procedió a identificarle y tras una persecución. Vallejo Franco se refugió en Francia tras la detención de su compañero.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies