El Congreso comienza el martes a entregar la firma electrónica a los diputados, que también recibirán una agenda PDA

Actualizado 18/06/2006 15:57:30 CET

MADRID, 18 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Congreso comenzará a entregar a los diputados a partir del próximo martes las tarjetas que contienen el certificado personal de firma electrónica y que en el futuro servirá para la presentación de todo tipo de iniciativas parlamentarias. Asimismo, se hará entrega a todos los diputados de una agenda PDA (Personal Digital Assistant), informaron fuentes parlamentarias.

La firma electrónica es un sistema de acreditación que permite verificar la identidad de las personas con el mismo valor que la manuscrita y con total seguridad. El pasado día 1 de junio, cuando inauguró la nueva ampliación del Congreso, el Rey utilizó por primera vez de forma simbólica este formato que los diputados serán los primeros en poder usar, pero que está previsto se extienda paulatinamente a los funcionarios y al resto del personal de la Cámara Baja.

Aunque de momento, la firma electrónica se utilizará para el correo electrónico, posteriormente, se irán incluyendo nuevas aplicaciones, como la presentación de iniciativas parlamentarias o la identificación en el Portal del Parlamentario, hasta alcanzar su total funcionalidad.

Los diputados podrán recoger sus tarjetas de firma electrónica en la Oficina de Acreditación delegada por la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre (FNMT) que se instalará en una de las salas de la Cámara Baja. La FNMT ha sido la encargada de emitir los certificados personales y de expedir las tarjetas de identificación.

OFICINA MÓVIL DEL DIPUTADO

La PDA (Personal Digital Assistant), que se considera como un ordenador de bolsillo y se podrá utilizar como agenda personal y para navegar por Internet, será fundamental para el acercamiento del Congreso a uno de los objetivos básicos del Plan de Modernización: La implantación de la Oficina Móvil del Diputado, que permitirá a los parlamentarios su labor desde cualquier lugar.

Ambas iniciativas forman parte del Plan de Modernización del Congreso de los Diputados, que ha empezado a ejecutarse recientemente. Otra de las acciones del Plan que ya se está llevando a cabo es la renovación de los equipos informáticos de la Cámara.

El objetivo del Plan de Modernización es situar a la Cámara Baja en los dos próximos años en un nivel alto de excelencia dentro del sector público y de la administración electrónica española. Para desarrollar esta 'revolución tecnológica' y colocarse a la vanguardia de la sociedad de la información, el Congreso tiene previsto invertir 17 millones de euros hasta 2007. El grueso de este plan se ha adjudicado a la Unión Temporal de Empresas (UTE) formada por Indra y Telefónica por 13,946 millones de euros.