El Congreso contará con dos meses a partir del 1 de septiembre para resolver el suplicatorio del líder juvenil del PP

Actualizado 30/07/2010 15:23:23 CET

MADRID, 30 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Congreso contará con un plazo de 60 días, que empezarán a contar el próximo 1 de septiembre, para resolver el suplicatorio solicitado por el Tribunal Supremo para poder proceder penalmente contra el presidente de Nuevas Generaciones del PP y diputado nacional por Valencia, Nacho Uriarte, por dar positivo en un control de alcoholemia tras verse involucrado en febrero pasado en un accidente de tráfico.

La petición formal, dirigida al presidente del Congreso, José Bono, lleva la firma del presidente del Tribunal Supremo, Carlos Dívar y se prevé que llegue a la Cámara Baja en los próximos días. Aún así, los plazos no empezarán a correr hasta el próximo 1 de septiembre, cuando las Cortes retomen su actividad ordinaria, ahora interrumpida por el paréntesis estival.

Pese a que el Congreso cuenta con un plazo de 60 días, ese periodo nunca suele agotarse y podría dar vía libre al suplicario contra Uriarte en un mes, según fuentes parlamentarias consultadas por Europa Press. En el caso de que la Cámara negase la autorización, la causa contra el diputado se sobreseería.

SE DARÁ AUDIENCIA AL AFECTADO

Cuando Bono reciba el escrito del Tribunal Supremo, deberá remitirlo, previo acuerdo de la Mesa de la Cámara, a la Comisión del estatuto del Diputado, que preside el socialista catalán Francesc Vallés.

Este órgano, que da audiencia al afectado para que se explique personalmente o por escrito, tiene 30 días para concluir su trabajo, que será sometido a votación en el primer Pleno ordinario que se convoque. La votación es secreta y el presidente del Congreso deberá informar al Tribunal Supremo en los siguientes ocho días de su resultado.

El Reglamento del Congreso establece que los suplicatorios se entenderán denegados si la Cámara no se ha pronunciado sobre el mismo "el plazo de sesenta días naturales, computados durante el periodo de sesiones a partir del día siguiente al del recibo del suplicatorio". Dado que julio y agosto son inhábiles, este plazo comenzará a contar el 1 de septiembre.

EL DE MERINO SE PIDIÓ HACE JUSTO UN AÑO

El último suplicatorio tramitado por el Congreso fue solicitado por el Supremo hace justo un año, concretamente el 29 de julio de 2009. El alto tribunal pidió permiso para investigar al entonces diputado del PP por Segovia Jesús Merino por los presuntos delitos de fraude fiscal y cohecho, en el marco del 'caso Gürtel'. El suplicatorio fue concedido por el Pleno de la Cámara Baja el 15 de septiembre. Es decir, todo el procedimiento se realizó en apenas dos semanas.

En total en el Congreso se han aprobado 27 suplicatorios y se han rechazado 13. Entre los concedidos, además del de Merino, destacan los del ex ministro socialista José Barrinuevo por el 'caso GAL' o los de los diputados de Herri Batasuna Jon Idígoras, Francisco Letamendía y Antxón Ibarguren por los incidentes producidos en 1981 en la Casa de Juntas de Guernica, donde varios miembros de esa coalición protagonizaron protestas en un acto que presidían los Reyes.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies