El Congreso de los Diputados guarda unos minutos de silencio en memoria de la última víctima mortal de ETA

EP
Actualizado 04/12/2008 14:22:00 CET

MADRID, 4 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Congreso de los Diputados guardó este mediodía cinco minutos de silencio en memoria del empresario vasco Ignacio Uría Mendizábal, la última víctima mortal de ETA, asesinado ayer en la localidad guipuzcoana de Azpeitia.

A las 12.00 horas, el presidente de la Cámara Baja, José Bono, flanqueado por las dos vicepresidentas de la Mesa del Congreso, la socialista Teresa Cunillera y la 'popular' Ana Pastor, se concentraron en la conocida como Puerta de los Leones en solidaridad con la familia de Uría.

Tras ellos se encontraban también los portavoces de los diferentes grupos parlamentarios, que acudieron a este acto minutos después de la reunión que mantuvieron en el Congreso para consensuar una declaración conjunta de condena del atentado y para escenificar "la unidad" frente al terrorismo.

En las escalinatas de la facha principal del Congreso estuvieron también diversos diputados socialistas y 'populares', así como personal de las dependencias parlamentarias.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies