Consejero de Justicia de Madrid visita junto al Jefe del Estado Mayor del Ejército el centro de Emergencias 112

Actualizado 15/02/2006 15:14:42 CET

POZUELO DE ALARCÓN (MADRID), 15 Feb. (EUROPA PRESS) -

El vicepresidente segundo y consejero de Justicia e Interior, Alfredo Prada acompañó hoy al Jefe del Estado Mayor del Ejército Español, José Antonio García González, a visitar las instalaciones del Centro de Emergencias Madrid 112 que durante 2005 recibió 4,6 millones de llamadas, frente a los cuatro millones del año anterior.

El centro tuvo una media diaria de 12.000 comunicaciones, siendo el día 1 de enero, con 17.648, el día que más llamadas se recibieron. En cuanto a la tipología de intervenciones, un 37,1 por ciento correspondió a intervenciones de tipo sanitario; un 26,8% a cuestiones relacionadas con la seguridad; un 21,3% a tráfico; y finalmente el 6,2% estuvo relacionado con el auxilio y rescate.

Para Prada, estas cifras "son la mejor muestra de que el servicio de Emergencias 112 se ha ido consolidando desde su puesta en marcha, hace ahora ocho años, y ejemplo de ello ha sido el incremento de las llamadas fruto de la confianza que los ciudadanos depositan en él al saber que ante una situación de emergencia van a encontrar una respuesta eficaz y rápida a su problema".

El centro de emergencias Madrid 112, inaugurado a finales de 1998, está considerado como el mejor de Europa y uno de los mejores del mundo. Cuenta con una disponibilidad telefónica del 100%, que activa los distintos organismos de forma simultánea y telemática y permite a los servicios de emergencia ofrecer a los ciudadanos sus mejores tiempos de respuesta. Además se garantiza la atención de llamadas las 24 horas del día, los 365 días del año.

AVISO MASIVO A LA POBLACIÓN

El centro de Emergencias 112 cuenta con un sistema de localización de llamadas de teléfonos móviles y de fijos que es pionero en Europa, un sistema de frenada de avalancha y otro de aviso masivo a la población, según informó hoy el Ayuntamiento regional.

Este sistema fue especialmente útil durante el incendio del edificio Windsor, el pasado 13 de febrero de 2005, donde, de acuerdo con el Ayuntamiento de Madrid, se envío un aviso a todos los abonados telefónicos comprendidos en un radio de 500 metros, para que permanecieran con las ventanas cerradas con el fin de evitar posibles afecciones por el humo. El número de abonados en el área comprendida es de 15.495. Aquél día, el 112 recibió 421 llamadas por el incendio.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies