Consulta.- Los partidos soberanistas pactan los miembros de la Comisión de Control del 9N

Fachada del Parlament de Catalunya
EUROPA PRESS
Actualizado 03/07/2015 23:37:28 CET

El PSC no presenta candidato al no encontrar juristas de prestigio dispuestos al cargo

BARCELONA, 29 Sep. (EUROPA PRESS) -

CiU, ERC, ICV-EUiA y CUP han pactado este lunes los nombres de los siete miembros que formarán parte de la Comisión de Control prevista en la Ley de Consultas, el órgano que debe velar por el correcto funcionamiento de estos procesos, empezando por la consulta de autodeterminación del 9 de noviembre.

Según el documento registrado en el Parlament, los propuestos por los cuatro grupos --la ley establece que deben ser juristas y politólogos de reconocido prestigio-- son: Mercè Barceló i Serramalera; Joaquim Brugué Torruella; Alfons González Bondia; Miquel Martin Casals; Marc Marsal Ferret; Jordi Matas Dalmases, y Benet Salellas Vilar.

El Parlament prevé aprobar la composición de la Comisión de Control en el pleno que empieza este miércoles, aunque está por ver si se mantiene en el orden del día del debate en el caso de que el Tribunal Constitucional (TC) acuerde antes la suspensión de la Ley de Consultas y del decreto de convocatoria del 9N.

Las funciones de este organismo son equiparables a los de una Junta Electoral, y consisten velar por que las consultas populares no refrendarias se ajusten a los principios, reglas y requisitos que establece la Ley de Consultas, y que se lleven a cabo con respeto tanto al procedimiento como a las reglas específicas de cada votación.

La Comisión, regulada en el artículo 14 de la Ley de Consultas, debe actuar con plena autonomía e independencia, y su composición --en la que debe haber mayoría de juristas-- debe ser aprobada por una mayoría de tres quintas partes del Parlament --81 diputados-- y renovada cada vez que empiece una legislatura.

FUNCIONES

Entre sus funciones están coordinar las comisiones de seguimiento de las consultas no refrendarias --siete en el caso del 9 de noviembre--; supervisar las actuaciones de la Administración; declarar el resultado de las consultas, y velar por las garantías de los períodos de difusión institucional de las consultas.

En el caso del 9N, el decreto de convocatoria establece en su anexo que los miembros de la Comisión cobrarán por su trabajo durante el proceso de la consulta: 3.400 euros el presidente --será uno de los siete miembros, que ellos mismos elegirán--; 3.200 el secretario, y 2.100 los vocales.

Aunque el PSC sí apoyó la Ley de Consultas en el Parlament, no ha presentado ningún candidato para formar parte de la Comisión porque, según fuentes socialistas, los juristas de prestigio sondeados han rechazado el ofrecimiento alegando que "no es serio formar parte de una comisión que podría ser suspendida con carácter inmediato".

De esta forma, el órgano que debe velar por el correcto desarrollo de las consultas no refrendarias --entre ellas la del 9 de noviembre-- estará formado íntegramente por candidatos propuestos por los cuatro grupos que pactaron la fecha y la pregunta de la consulta de autodeterminación y que apoyaron el decreto de convocatoria firmado por el presidente de la Generalitat.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies